Despliega el menú
Salud

Heraldo Saludable

5 razones por las que hay que estirar los músculos todos los días

Aunque no se haya realizado ninguna práctica deportiva, es fundamental establecer una rutina de estiramientos que ayude a que no se acorten los músculos.

Hay que recordar que los estiramientos no deben ser dolorosos.
Hay que recordar que los estiramientos no deben ser dolorosos.
Freepik

La práctica deportiva no se limita al momento en el que se realiza el ejercicio más intenso, si no que es necesario calentar los músculos antes de comenzar, y estirarlos al terminar. Pero no solo es conveniente hacerlo cuando se realiza algún deporte. Lo aconsejable es estirar los músculos todos los días, independientemente de que se haya realizado ejercicio o no.

Las posturas que se adquieren durante las horas de trabajo, estudio o cualquier tarea (excesivo rato sentado o excesivo rato de pie) o los desplazamientos hacen que los músculos trabajen o se debiliten por la falta de movilidad. Además, al estirarlos todos los días se prepara a este sistema para el momento en el que se haga ejercicio.

Solo es necesario invertir 10 minutos diarios para realizar una rutina de estiramientos con la que se notarán mejoras considerables. Algunos de los músculos más usados y, por tanto, los que más necesitan de este estiramiento cotidiano son: los gemelos, los isquio tibiales, las lumbares, los flexores del brazo y el trapecio, entre otros. Merece la pena recordar que los estiramientos no deben ser dolorosos en ningún momento y, en el caso de no haber realizado ejercicio previo, deben ser relajados.

Cinco razones para sumarse a esta beneficiosa práctica de estirar todos los días:

Evitar que los músculos se acorten. Evitar una lesión, ya que muchas están provocadas por la falta de movilidad, por lo que estirar hace que los músculos estén más activos. Promover la elasticidad de los músculos. Se contribuye a mejorar la flexibilidad general del cuerpo y con ello, se lucha contra el envejecimiento, ya que la pérdida de flexibilidad es uno de los signos de senectud. Además, cuanto más flexible es el músculo, más fuerza podrá adquirir. Reducir los dolores que se adquieren por las posturas.

Etiquetas
Comentarios