Despliega el menú
Salud
Suscríbete

Heraldo Saludable

"Las bacterias están ganando la batalla a los antibióticos"

El doctor Juan Pablo Horcajada defiende que los hospitales y el sistema sanitario deben liderar el buen uso de los antibióticos.

Juan Pablo Horcajada
"Las bacterias están ganando la batalla a los antibióticos"
Efe

"Las bacterias están ganando la batalla a los antibióticos", ha alertado el presidente del Grupo de Estudio de Infecciones Hospitalarias de la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica, Juan Pablo Horcajada, en el marco de su reunión anual que se celebra en Zaragoza.

"Es un fenómeno natural, el objetivo de las bacterias es sobrevivir, pero si se favorece el buen uso de los antibióticos el proceso irá más lento y habría más tiempo para la investigación", ha afirmado en declaraciones Horcajada, quien ha defendido que los hospitales y el sistema sanitario deben liderar el buen uso de los antibióticos.

Ese es precisamente el asunto sobre el que gira este año la reunión del grupo, que busca la implantación de los programas de optimización del uso de antibióticos (PROA) en los hospitales de una manera multidisciplinar.

De este modo, unas 200 personas de todos los ámbitos de la medicina asistieron a la jornada; no sólo los más especializados en el uso de antibióticos, como microbiólogos y expertos en enfermedades infecciosas, sino también especialistas en medicina interna, urgencias hospitalarias, medicina preventiva, cuidados intensivos o enfermeras.

Según ha explicado el secretario del Grupo de Estudio de Infecciones Hospitalarias, José Ramón Paño, este programa de optimización es una forma de trabajo organizado y en equipo para decidir cuál es la mejor manera de abordar el tratamiento para cada usuario.

"Es el código de barras para el paciente: se trata de encontrar el antibiótico adecuado, en el momento adecuado, con la duración adecuada", ha descrito Horcajada.

La clave para la optimización es, a juicio del doctor Paño, que en los pacientes en los que no proceda el uso de antibióticos no se apliquen y en los que tengan las infecciones más difíciles se asigne el antibiótico correcto, trabajando codo a codo con el laboratorio de microbiología hospitalaria.

Las enfermedades hospitalarias más comunes son las infecciones de herida quirúrgica, las relacionadas con las sondas urinarias, neumonías o la bacteremia, aparición de bacterias en la sangre debida a los catéteres intravenosos.

Estas infecciones afectan generalmente a personas con defensas bajas o inmunodeprimidos y si no se tratan con el antibiótico adecuado pueden dar lugar a complicaciones, aumentar la estancia hospitalaria e incluso la mortalidad, ha señalado Horcajada.

Pero la resistencia a los antibióticos se da también fuera de los hospitales, ha añadido, con cistitis, neumonías, infecciones intraabdominales o de la piel y sobre todo con las infecciones de transmisión sexual, que antes se curaban más fácilmente y en las que ahora se observan tasas de resistencia preocupantes, ha alertado.

"Estamos viviendo en un mundo global en el que es muy fácil la transmisión de los microorganismos resistentes y lo que se hace en un sitio puede impactar en otro", ha insistido el doctor Paño quien ha resaltado la importancia de extender estos programas a la atención primaria y de que este trabajo común sea institucionalizado.

El doctor ha hecho alusión a la "responsabilidad hacia un recurso limitado", ya que la conservación de "un bien tan importante como son los antibióticos depende de cómo lo utilicemos".

Y no solo en la medicina, también en otros ámbitos en los que es común el uso de este tipo de sustancias como la veterinaria, la agricultura o piscicultura.

"Es una lucha global y no podemos fallar nosotros, tenemos que ser líderes para contribuir a mejorar este problema", ha concluido.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión