Despliega el menú
Opinión
Suscríbete

Opinión

El final de la evacuación

Por
  • EDITORIAL
OPINIÓNACTUALIZADA 28/08/2021 A LAS 05:00
Llegada a Torrejón de uno de los últimos contingentes desde Kabul.
Llegada a Torrejón de uno de los últimos contingentes desde Kabul.
Mariscal / Efe

El Gobierno dio ayer por concluida la evacuación de Kabul, en la que la Base Aérea de Zaragoza ha vuelto a desempeñar un papel fundamental.

 La eficacia del ‘puente aéreo’ español ha permitido repatriar a todo el personal nacional y poner a salvo a un buen número de colaboradores afganos, aunque no a todos. Concluida la operación, es hora de que el presidente Sánchez dé cuenta de sus circunstancias al Congreso.

Sin duda, el atentado yihadista del jueves ha precipitado el final del ‘puente aéreo’ que, desde Zaragoza y pasando por Dubái, se había establecido entre España y la capital afgana. El esfuerzo y el valor de los militares españoles -incluyendo las unidades aragonesas de la EADA y el Ala 31- y de los diplomáticos y otros funcionarios, junto con la coordinación ejercida desde los ministerios implicados ha permitido que la evacuación se llevase a cabo sin sufrir pérdidas, a pesar del peligroso y caótico entorno, y ha conseguido poner a salvo a más de dos mil colaboradores afganos. El presidente del Gobierno, que ayer recibió en Torrejón a uno de los últimos aviones con repatriados, valoró la operación como un éxito de España, lo que no impide reconocer que se produce en el contexto del inmenso fracaso que para Occidente supone el retorno al poder de los talibanes. En todo caso, Sánchez, que ha tardado demasiado en explicar directamente a la opinión pública lo que estaba sucediendo, tiene por delante la obligación ineludible de dar cuenta al Congreso de todo lo sucedido en torno a la retirada de Afganistán. El buen desenlace de la operación no debe impedir el debate político ni el examen crítico de las actitudes del Gobierno y de los momentos en los que tomó las decisiones fundamentales. Queda pendiente, además, la necesidad de prestar ayuda a los colaboradores que todavía no han podido abandonar el país asiático y a los que España no puede dejar abandonados.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión