Despliega el menú
Opinión
Suscríbete

la columna

Los traseros de Disney

OPINIÓNACTUALIZADA 16/07/2021 A LAS 05:00
Una asociación en defensa de animales pide a Tim Burton cambiar el final de Dumbo
'Los traseros de Disney'
Disney

Queridos señores de Disney+, los seres humanos tienen culo. 

Sí, tan crudo como suena. El trasero es parte de su anatomía e, incluso, juega un papel importante como –digamos– embellecedor del aparato digestivo. Es por eso que no tiene justificación alguna que ustedes censuren alegre y burdamente un plano de nalgas como han hecho con las de Daryl Hannah en la inocente película ‘Un, dos, tres… Splash’. Esta comedieta sobre amoríos de sirenas se estrenó, por cierto, en 1984 sin causar trauma familiar alguno. ¿Tanto hemos retrocedido en treinta años? ¿Es necesario un retoque digital que estire la melena de la actriz para que los niños no descubran unas mofletudas posaderas?

En su afán por brindar un puritanismo que el espectador no les ha pedido, ustedes, señores de Disney+, vuelven a demostrar que la fórmula censura más presentismo equivale a un bochornoso ridículo. Como plataforma audiovisual también han vetado a los menores de 7 años historias como las de ‘Dumbo’, ‘El libro de la selva’ o ‘Los Aristogatos’ alegando que "contienen mensajes contra las minorías, marcados por estereotipos inapropiados". ‘Peter Pan’ tampoco es de su gusto, pues muestra a una tribu de indios americanos, que no parecen precisamente aspirantes al Nobel. Igual que ustedes, señores de Disney+, que llevan décadas regalándonos princesas afligidas y edulcoradas, y ahora quieren hacernos ver que educan en la inclusión y la diversidad. Con su poquito de ‘pink-wahsing’ y censurando culos en las pantallas, lo conseguirán, seguro. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión