Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

cosas con botones

S21, un gran móvil (en peligro de extinción) para los que buscan teléfonos pequeños

Los móviles pequeños parecen una especie en extinción, pero Samsung sigue apostando por ellos.

Este 2021 Samsung ha renovado la paleta de colores de sus móviles que también ha llegado a los periféricos.
Este 2021 Samsung ha renovado la paleta de colores de sus móviles que también ha llegado a los periféricos.
Samsung

Si hace solo unos años hubiéramos llamado pequeño a un teléfono de 6,2 pulgadas nos hubieran tachado de locos, pero en 2021 el S21 es casi una especie en extinción. Un ‘smartphone’ que enamora nada más tenerlo en la mano por su reducido peso y lo fácil que hace su tamaño interactuar con él.

Mucho se le ha criticado a Samsung por optar por el plástico en un teléfono de más de 800 euros, pero el usuario no debe obviar sus ventajas, ya que es un material infinitamente más resistente que el cristal y le permite pasar por la báscula con un peso récord de solo 169 gramos.

Al igual que en sus hermanos mayores, las cámaras se integran en un módulo que nace del mismo perfil de metal y le da un toque sofisticado. El sensor principal es poco innovador pero efectivo, con 12 Mpx y apertura f/1.8, hace unas fotos de buen detalle y con el punto justo entre la saturación y el realismo, que con los años Samsung ha afinado tan bien. El gran angular ofrece resultados correctos, sobre todo con mucha luz, y el zoom x3 huye de las estridencias y ofrece la posibilidad de capturar escenas lejanas con un nivel de detalle y calidad más que aceptables.

El procesador Exynos 2100 acompañado de 8 GB de RAM ofrece un comportamiento fluído en todo momento, potenciado por una pantalla de 6,2 pulgadas con tasa de refresco 120 Hz, que un año más ocupa el podio de mejor pantalla del mercado solo por detrás de su hermano mayor, el S21 Ultra que le supera en resolución: QHD frente a FHD.

El teléfono cuenta con todos los extras de la gama alta de los coreanos como Samsug Pay para los pagos con el móvil o Dex, que permite convertir el móvil en un PC con solo conectar una pantalla.

Su pequeño talón de aquiles es sin duda la batería. El depósito de 4.000 miliamperios le permite aguantar sin problemas un día de uso medio, pero el S21 sufrirá para llegar al final del día en las jornadas que se le exijan más de 18 horas con un uso intenso. Además, Samsung sigue sin decidirse a dar el salto a la carga ultrarápida y los 25 W se antojan insuficientes en 2021 para un gama alta.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión