Despliega el menú
Ocio y Cultura

POESÍA ARAGONESA. 'ARTES & LETRAS'

Joaquín Sánchez Vallés: 40 años de lírica de un virtuoso de la palabra y el verso

Pregunta publica 'Los signos en el agua. Noventa y nueve poemas' del escritor oscense, uno de los poetas más finos y musicales de la lírica española

JOAQUIN SANCHEZ VALLES ( ESCRITOR ) / 27/05/2014 / FOTO : OLIVER DUCH [[[HA ARCHIVO]]]
Joaquín Sánchez Vallés es un estupendo poeta de la vida, de la memoria y del amor.
Oliver Duch.

‘Son ellos los que dicen’, los que dan solidez a la materia, y en los versos de este libro, la materia participa de la forma y de una imaginación activa con voluntad de ser belleza y pensamiento. Aquí se reúnen cuarenta años de poesía. ‘Los signos en el agua’, los poemas que Joaquín Sánchez Vallés publica en Pregunta, nos llevan desde la superficie de la palabra hasta la hondura del verbo, un decir altísimo donde el conocimiento creativo, y una refinada estética materializan las imágenes del agua, un agua que refleja una pluralidad de matices en ese fluir del signo por la conciencia, ajeno a otros caudales, a otras corrientes que pasan deprisa arrastrando solo ruido y espuma.

Se recogen versos de once de sus libros, además de algunos poemas inéditos que tienen la virtud de sumar ámbitos dentro de ese cumplimiento que impone la escritura. La disposición de los textos responde a una cronología de afinidades temáticas, a un linaje común con los argumentos de la reflexión, que van cayendo despacio y en silencio como la nieve, para dejar un sedimento sensorial, un suave manto de pulcritud que trasciende el significado.

‘Los signos en el agua’ unifican “la sustancia de todo conocimiento”, la textura de la palabra poética donde se refleja la excelencia

Desde la edición de ‘Moradas y regiones’ en la colección Puyal, en 1979, Sánchez Vallés ha publicado trece libros de poesía, también ha cultivado la narrativa. Su última novela ‘El Juglar de Languedoc’, vio la luz en Madrid (Ediciones Irreverentes, 2008), con una segunda edición en el año 2014.

En su lírica se abordan algunas cuestiones metafísicas como la muerte, el tiempo, la ironía, etc. y lo hace con un dominio redondo de la técnica, y con esa búsqueda constante del sentido a través de la palabra poética, que pone de manifiesto el valor sensible de la metáfora en el rostro del poema.

Pero el autor de libros fundamentales como ‘El nombre de las cosas’, (premio Luis Cernuda, Qüasiásyeditorial, Sevilla, 1994) o ‘Restos de luz en una cesta’ (Prensas Universitarias de Zaragoza, 2017) explora otra dimensión de la realidad bajo el impacto de lo fugaz, de la pérdida, del desengaño, que se convierte en el crisol de la existencia, con una justa interacción entre sensibilidad y sintaxis.

Joaquín Sánchez Vallés publica cuatro décadas de poesía.
Frgamento de la portada de la antología.
Archivo Heraldo.

“Debajo de las piedras, / fluye otro rio de hombres hasta otro mar sin olas,/ hasta otro mar sin agua donde el mar no termina. / ¡Llegan lentas las noches desde el mar”. Así comienza el poema 'Balada de las piedras', págs. 57-59, donde el verso despierta en un espacio presentido, dejando como huella la revelación y un conocimiento circundante que ofrece al lector diversas posibilidades de interpretación. Se alterna lo simbólico y lo representacional, provocando itinerarios de tensión en el acontecimiento del poema. Sánchez Vallés ordena la imagen en provecho de una transformación que posee la fuerza y el temperamento de un acontecer, y que revierte en la percepción dramática del texto.

He aquí una voz con una depurada riqueza lingüística que asigna todos los recursos del silencio para crear una obra consistente, poderosa, que moviliza todas las cualidades de la imaginación en ese espacio donde el hallazgo y el descubrimiento emotivo toman conciencia de ser. ‘Los signos en el agua’ unifican “la sustancia de todo conocimiento”, la textura de la palabra poética donde se refleja la excelencia.

LA FICHA

'Los signos en el agua. Noventa y nueve poemas (1979-2019)'. Pregunta Ediciones. Joaquín Sánchez Vallés. Zaragoza, 2020. 180 páginas.

Etiquetas
Comentarios