Ocio y Cultura
Suscríbete

Galaxy Watch, un reloj deportivo, sumergible y redondo

Samsung crea el mejor 'smartwatch' de la historia sumando todas las virtudes de los modelos anteriones pero sin lograr el 'wearable' perfecto.

Galaxy Watch, disponible en tres colores y dos tamaños
Galaxy Watch, disponible en tres colores y dos tamaños

Mientras en California buscan la cuadratura del círculo con el Apple Watch o el androide de muñeca perfecto con los Wear OS de Google, Samsung sigue en su particular cruzada por conseguir un dispositivo redondo, muy similar a un elegante cronógrafo tradicional pero con toda la inteligencia que el sistema operativo Tizen puede ofrecer. El nuevo Galaxy Watch (330 euros) toma lo mejor de sus predecesores en busca una perfección que no acaba de conseguir.

Tres son los pilares básicos de un buen ‘smartwatch’: diseño, batería, (in)dependencia y deportividad. El nuevo reloj de Samsung cumple en todos los apartados, aunque en algunos con más nota que en otros.

Los relojes son para presumir. Lo eran mucho antes de la llegada de los wearables (dispositivos inteligentes y llevables) y lo siguen siendo ahora. El Galaxy Watch es un muy dispositivo bonito, con un diseño cuidado y que llama la atención. Esta nueva generación de ‘smartwatches’ está disponible en dos tamaños: el modelo más grande (46 mm) con corona negra y caja plata, que además cuenta con una mayor autonomía, y el ‘pequeño’ (42 mm) que viene en color negro o en oro rosa como guiño a un público con gustos más refinados. Como en generaciones anteriores, cambiar la correa es realmente sencillo y se pueden encontrar repuestos de diferentes materiales y colores fácilmente a un precio muy asequible.

La pantalla táctil del Galaxy Watch se ve muy bien, se trata de un panel Amoled bastante grande (1,3 pulgadas) con una resolución de 360 por 360 píxeles que se ve muy bien en exteriores. A diferencia de lo que ocurre en el Apple Watch, el Galaxy cuenta con un sinfín de esferas intercambiables, tanto gratuitas como de pago.

Batería, una muy buena noticia y otra no tan buena

Uno de los puntos en los que más ha mejorado esta nueva generación de relojes inteligentes es en la batería. En su versión de 46 mm y con un uso intensivo: mostrando docenas (si no cientos) de notificaciones, realizando un par de horas de deporte de forma autónoma, con la pantalla siempre encendida… el reloj es capaz de aguantar hasta dos días sin pasar por el enchufe. Si limitamos las notificaciones, solo contamos los pasos, registramos el sueño y apagamos la pantalla cuando no lo estamos usando, el Galaxy Watch es capaz de aguantar entre 3 y 4 días hasta pedir que lo recarguemos.

Por desgracia, no todo son buenas noticias, y así como la carga rápida es un requisito casi indispensable en los móviles, todavía no se ha generalizado en los accesorios inteligentes y es sonrojante que un dispositivo de menos de 500 mAh tarde casi tres horas en cargarse completamente.

Tizen mejora con el tiempo

Hace ya unos años que criticamos que Samsung no optara por Android Wear (ahora Wear OS) para sus relojes inteligentes, pero parece que el tiempo a acabado dándoles la razón a los coreanos. Tizen ha resultado ser un sistema operativo mucho más fluido y funcional que el de Google y, aunque sigue contando con menos aplicaciones que sus competidores androides, Samsung ha pulido muchos defectos hasta conseguir un SO robusto y fiable, con pocos peros.

Un reloj (in)dependiente

Un ‘smartwatch’ debe ser una ventana al móvil que muestre todas las notificaciones al usuario y que permita una mínima interacción (como responder a los mensajes recibidos) sin necesidad de sacar el móvil del bolsillo. Asimismo, en la medida de lo posible, el reloj debe ser lo suficientemente independiente para poder seguir conectado cuando el teléfono no esté cerca. El Galaxy Watch tiene GPS y memoria interna, por lo que podremos salir a correr con mientras escuchamos música sin necesidad de cargar con el móvil.

La versión 4G puede conectarse a internet sin necesidad del ‘smartphone’ y el modelo que solo tiene bluetooth cuenta también con wifi, por lo que podremos seguir usándolo siempre que lo conectemos a internet por esta vía.

Samsung se merece, eso sí, un aplauso y un tirón de orejas. El nuevo Galaxy Watch trae por fin las conversaciones completas de Whatsapp a la muñeca del usuario, sin embargo, esta es una mejora de la que no podrán disfrutar, incomprensiblemente, los usuarios de otras generaciones de relojes inteligentes firmados por los coreanos.

Carácter deportivo con luces y sombras

El nuevo superreloj inteligente de Samsung es un auténtico as contabilizando nuestra actividad física del día a día. Cuenta cada paso que damos, cada piso que subimos, cada latido de nuestro corazón, las horas que dormimos y la calidad de nuestro sueño, hace un cálculo de las calorías que hemos consumido a lo largo de la jornada e incluso presume de poder determinar nuestro nivel de estrés. Todo ello lo muestra directamente en la pantalla del reloj o en unas completas gráficas con nuestra evolución en la ‘app’ Samsung Health en la pantalla del ‘smartphone’.

El Galaxy Watch es también un gran dispositivo para salir a correr o dar una vuelta en bici. La sensación de libertad se ve acrecentada cuando descargamos una lista de Spotify (solo disponible para usuarios premium), conectamos unos auriculares por bluetooth y salimos a trotar cómodamente sin el teléfono. Además, si nos olvidamos de activar de forma de manual el ejercicio, el Watch es capaz de detectarlo de forma automática ya sea si salimos a correr por el parque o si nos ejercitamos en la elíptica del gimnasio.

El reloj de Samsung es también totalmente sumergible y lo podemos usar para contar nuestros largos, aunque en la piscina pierde exactitud.

Además, también es capaz de registrar más de 30 ejercicios diferentes como yoga, pilates, sentadillas o abdominales, contando las repeticiones y midiendo el ritmo cardíaco durante la actividad. Pero el registro de esta actividad es manual y no es del todo cómodo estar registrando el tipo de movimiento, navegando entre menús, cada vez que cambiamos de actividad.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión