Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

NUEVAS TECNOLOGÍAS

"La compra del 'e-book' ha sido mi mejor inversión"

Jaime Angulo Ibargüen se pasó a la tinta electrónica hace un año y defiende las ventajas de este formato.

Jaime Angulo está seducido por las ventajas del 'e-book'.
"La compra del 'e-book' ha sido mi mejor inversión"
JOSé MIGUEL MARCO

"La compra del 'e-book' ha sido mi mejor inversión. Me costó 299 euros, lo que en principio me pareció un desembolso importante, pero en diez meses lo tengo más que amortizado". Jaime Angulo Ibargüen, un joven periodista zaragozano de 24 años a punto de licenciarse, que trabaja rodeado de comics en 'El coleccionista', se pasó a la tinta electrónica las pasadas navidades y es un defensor de esta máquina de lectura. "Se lo vi al padre de un amigo que me mostró su manejo y me di el capricho con algo de dinero que había conseguido en un trabajo y de un regalo", explica.

En su Inves Book 600, con una memoria de 2 Gb, calcula que lleva unos 1.500 libros, de los que ha podido leer 27 en el último año. "Solo este verano he devorado 17 y de una forma muy cómoda. Antes solía ir por la calle andando y leyendo al mismo tiempo, lo que se hacía muy incómodo. El 'e-book' lo llevo en la mochila, es muy ligero, no ocupa espacio y en cualquier sitio puedo manejarlo sin problemas", defiende este zaragozano, que antepone las ventajas prácticas de este nuevo formato al placer de tocar u oler el papel. Aún así, todavía sucumbe al "romanticismo" de pasar las páginas a lo tradicional y asegura que se va a comprar 'Los irregulares de Baker Street', una nueva colección de libros juveniles protagonizada por Sherlock Holmes, del que se declara un auténtico fan.

Si antiguamente podía gastar entre 20 y 30 euros mensuales en libros, ahora no llega a la tercera parte. Depende prácticamente de lo que cada uno esté dispuesto a desembolsar, porque la piratería está al orden del día. "Encuentras todo lo que quieras, antes de tener el 'e-book' ya sabía de plataformas para descargar libros al ordenador y este tema va a más", explica. La alarma ya ha saltado. El 'Observatorio de piratería y hábitos de consumo de contenidos digitales' acaba de alertar de que de cada 100 libros consumidos, 35 fueron pirateados, lo que supone el doble de 2009, que registró una tasa del 19,7%. Para Jaime, una alternativa sería que "los escritores empezaran a plantearse, por qué no, facilitar las compras digitales de sus libros desde sus propias páginas web, lo que supondría un considerable abaratamiento".

Otro de sus placeres es rastrear su propia lectura. Sobre todo le gusta la novela policíaca (lo último que se ha descargado son dos obras del sueco Henning Mankell con su inspector de policía Wallander), además del humor, la fantasía y el género histórico. Enumera una buena retahíla de razones por las que ha quedado seducido por esta máquina con la que asegura lucha para "no terminar enganchado". A diferencia del ordenador, evita que la vista se canse, ya que carece de la luz artificial de las pantallas tradicionales. "Otro acierto interesante es que cuando empiezas una historia y no te interesa no tienes ningún problema en deshacerte del libro, especialmente si te ha salido gratis. Si tienes intención de comprar, puedes descargarte las primeras páginas en unos segundos y si te convence, adelante.

Etiquetas