Despliega el menú
Ocio y Cultura

ARTISTA ZARAGOZANO

Francisco Meléndez ilustra a Twain

El zaragozano, Premio Nacional de Ilustración de 1986 y renovador del álbum infantil y juvenil, dibuja ¿Los diarios de Adán y Eva¿ para Libros del Zorro Rojo, tras años sin publicar ya que ahora trabaja para la Iglesia y los jóvenes

'Adán', por Francisco Meléndez.
Francisco Meléndez ilustra a Twain

El cuidado y elegante sello Libros del Zorro Rojo publica 'Los diarios de Adán y Eva' de Mark Twain (1835-1910), un volumen de 1906 que narra, en clave de humor, la historia bíblica de esos dos personajes que se encuentran por azar, que se reconocen, se aman y se repelen, y luego engendran dos hijos que al principio les parecen un pez o un oso. El volumen ha sido ilustrado por Francisco Meléndez (Zaragoza, 1964), un artista que renovó la literatura infantil y juvenil y los álbumes ilustrados en los años 80 y 90. Meléndez fue galardonado con el Premio Nacional de Ilustración en 1986 por su trabajo en 'La oveja negra y otras fábulas', de Augusto Monterroso, y recibió premios en diversos países del mundo. Los norteamericanos adquirieron algunos de sus originales libros para llevarlos al cine.

Poco a poco, Francisco Meléndez fue dando un giro en su trayectoria y se alejó casi por completo del universo editorial: estudió Teología y ahora, dice, "trabajo para la Iglesia católica. Allí atiendo a personas mayores, de las que aprendo Las quiero mucho; y ellas a mí, también".

Para el artista Mark Twain es "un escritor del siglo XIX y parte del XX bastante más moderno que ciertos contemporáneos nuestros. Un escritor sabio e inteligente, con mucho sentido del humor". Pero esa no es la auténtica razón de su participación en este libro, ni tampoco que se conmemore el centenario de la muerte de este autor "muy celebrado en el cine por sus películas sobre Tom Sawyer o Hucleberry Finn". Explica Meléndez: "Este trabajo no significa un regreso a mi actividad anterior. He dibujado el libro por varios motivos: porque se interesaron los editores, que son simpáticos, educados y cultos. Dieron conmigo, y he querido corresponder a su interés. Segundo, acepté el encargo porque era una manera de obtener fondos para las publicaciones de la asociación 'al-May'arî-Valmadrid, en la que colaboran varios docentes".

Meléndez ha hecho dos versiones de los personajes del libro: una, más despojada, dibujada a lápiz, y otra, más barroca, coloreada. "Los editores optaron por la primera. Adán y Eva se parecen mucho a mis personajes de siempre. Como aprovecho mis vacaciones de verano para pluriemplearme, hice las ilustraciones sacando tiempo de donde pude: la mayoría, por las noches, en el cementerio de Torrero, donde estaba empleado entonces." El profesor Luis Roy define el resultado así: "En este nuevo trabajo, los protagonistas se alejan de cualquier imagen estereotipada y mantienen un aspecto refinado, que identificamos, llevados por la imaginación, con tertulianos naturistas, fervorosos defensores del darwinismo. Sin duda, todo un festín para la vista, en el que no faltan las pastas y el té."

Nueva etapa

"En el fondo, estos dibujos nacen de cosas copiadas de aquí y allá, que es lo que hacemos todos los artistas". Meléndez asegura que no está desengañado con su oficio anterior: "Es una etapa superada. Aquel mundo me resultaba insatisfactorio y elitista. La cultura es de todos". La vida le ha llevado por otro camino: el del trabajo en equipo, con alumnos en edad infantil y juvenil, de diversas extracciones sociales, en un proyecto que "investiga cómo se expresan los jóvenes" y que publica diversos libros. Meléndez muestra alguno de ellos: 'La nieta de Drácula', 'Misterios de chicas' o 'Ya me lo sé', inscritos ambos en los talleres de literatura experimental de la Asociación 'al-May'arî-Valmadrid, que está pensada como una comunidad de aprendizaje de niños y adultos, en la que trabaja media docena de profesores en Zaragoza y cuenta con colaboradores asociados en diversas partes del mundo: Reino Unido, Italia, Honduras, Alemania, Japón, Ecuador. "A nosotros nos interesa lo que dicen las personas jóvenes. Para saberlo, hacemos que el alumnado escriba y dibuje". Los alumnos eligieron hace tiempo trabajar sobre los vampiros, y ahora lo han hecho sobre los marcianos: porque el mercado está muy saturado. Además, también se desarrolla un curso de matemáticas, porque "queremos enseñar ciencia de una manera atractiva, en forma de peliculilla". Subraya Francisco Meléndez: "Son diez lecciones en las que se estudian los números a través de la mirada del marciano. Los jóvenes proyectan sus fantasías e imaginaciones, su idiosincrasia, su manera de ser, sus emociones, lo que saben y lo que sienten".

La Asociación 'al-May'arî-Valmadrid está llena de proyectos: colabora con colegios, con escuelas de arte de Aragón y Salamanca, y con el equipo docente de electromagnetismo de la Universidad de Zaragoza, EDEMUZ; que acaba de recibir el premio de innovación docente 2010.

¿Y por que la Asociación lleva a cabo esta labor? "Para Cicerón, 'caritas' es equivalente a 'cariño'. Hoy, caridad suena a asistencial, en un sentido paliativo. No lo hacemos exactamente por ayudar a los demás Lo hacemos para un enriquecimiento mutuo: los participantes aprenden de nosotros y nosotros de ellos". Si uno abre el libro 'Misterios de chicas', puede leer el siguiente texto: "Nosotras somos alegres, generosas, alcahuetas, verduleras, cotillas y horrorosamente jóvenes. Somos un grupo que trabajamos. En lugar de que te digan 'Esto, a repetirlo', te dicen 'Explícalo mejor'".

Etiquetas