Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

ETA

Zigor Merodio admite ante el tribunal que lo juzgó en París que "la solución no vendrá por una victoria" de ETA

Zigor Merodio, presunto ex responsable del impuesto revolucionario, afirmó ayer que ETA es consciente de la imposibilidad de obtener una victoria militar y que la oferta de paz ofrecida al Gobierno sigue vigente. Estas declaraciones se produjeron ante el tribunal Especial de lo Criminal que desde el lunes lo juzga en París, en compañía de Aitor Kortazar, por extorsión de fondos y asociación de malhechores con fines terroristas.

Señaló que aunque ETA recurre a la acción armada "sabemos que la solución no va a venir por una victoria militar, sino que la solución ha de ser dialogada y política", declaró Merodio a preguntas del juez Debons, presidente del tribunal.

Diálogo

"Pese a que hoy en día practicamos la lucha armada hemos intentado abrir caminos de diálogo que nos lleven a una paz duradera y justa", añadió antes de estimar "constatables las diferentes vías abiertas por la izquierda aberzale en los últimos 30 años para llegar a acuerdos".

Respecto al frustrado proceso de conversaciones de 2006-2007, Merodio opinó que fue un "intento honesto de llegar a una solución" por parte del independentismo radical e insistió en que la propuesta de paz "sigue encima de la mesa, tiene un nombre, es practicable". Con el fin oficial de la tregua en el 2007, alegó que "el Estado español otra vez cae en el error de tratar de aniquilarnos", mientras el francés practica "la política del avestruz".

 

En conclusión, el improvisado portavoz de los terroristas constató que "hoy nos encontramos otra vez en una situación de enfrentamiento claro". "Nuestra oferta de paz sigue encima de la mesa. Tiene nombre, es practicable y democrática. No hay ninguna otra por la otra parte. Nosotros seguimos a la mesa", dijo. Al etarra, de 33 años, se le situaba en el aparato de extorsión de la banda hasta su arresto en el 2006.

Etiquetas