Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

Blog - La voz de mi amo

por Matias Uribe

PALMA DE MALLORCA

La policía registra la sede de Unió Mallorquina

La Fiscalía sospecha que se se realizaron contratos públicos para captar afiliados a través de una empresa municipal.

La policía ha registrado durante siete horas la sede central de Unió Mallorquina (UM), en Palma, y, tras rescatar media docena de cajas con documentación, ha detenido a tres personas vinculadas al partido para investigar si se contrató a través de una empresa municipal a informadores medioambientales que se dedicaron a captar afiliados.

Los tres detenidos en la operación son la exgerente del IMFOF (Instituto Municipal de Formación, Ocupación y Fomento) del Ayuntamiento de Palma Catalina Payeras, que fue puesta en libertad tras declarar anoche; Paula Cortés, que fue la «número dos» de Cristina Cerdó (UM) en la concejalía de Medio Ambiente de Palma, y Salvador Maimó, exasesor de medio ambiente del consistorio.

Según han informado fuentes de la investigación, una veintena de informadores medioambientales fueron contratados esta legislatura a través del IMFOF y durante el tiempo que duró su trabajo no presentaron prácticamente ningún informe medioambiental.

La Fiscalía sospecha que los informadores se dedicaron realmente a captar afiliados para UM en lugar de hacer el trabajo para el que fueron contratados, según las fuentes.

Los tres imputados ocuparon sus cargos durante la presente legislatura municipal y fueron cesados después de que el PSIB-PSOE rompiera el pacto de gobierno que mantenía con UM tras el escándalo de la «operación Voltor», a principios de 2010.

Paula Cortés era coordinadora de medio ambiente del Ayuntamiento de Palma y supervisaba funciones de los informadores medioambientales del Ayuntamiento (denominados IMAS), que eran contratados a través del IMFOF. Maimó, que ha sido el tercer detenido en la operación, era también coordinador del grupo de IMAS.

También se han realizado otros registros policiales

La operación policial ha sido ordenada por el titular del juzgado de instrucción número 8 de Palma, Antonio Rotger, quien esta madrugada dictó el auto para autorizar la entrada en la sede de UM y en otros cinco lugares en los que la policía ha recabado información para la investigación.

Además de UM, se han llevado a cabo registros en la sede del IMFOF de Palma, la Oficina Técnica de Medio Ambiente situada en la calle Padre Francisco Molina de la capital balear, en una empresa de transportes de Sóller y en dos domicilios particulares.

Sobre las 8.30 horas se inició el registro de Unió Mallorquina, situada en la céntrica calle Sindicat, en presencia del magistrado, los fiscales Pedro Horrach y Miguel Ángel Subirán y un comisario de policía.

Etiquetas