Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

VIOLENCIA

La menor de Arriate recibió dos cartas con amenazas antes de su muerte

La Guardia Civil informó ayer de que la investigación para esclarecer el crimen «sigue su curso» y que se está «a la espera de los resultados de las pruebas de ADN» para esclarecer los hechos.

Los padres de María Esther Jiménez, la menor de 13 años cuyo cadáver fue encontrado la pasada semana en Arriate (Málaga) con signos de violencia, informaron ayer de que su hija recibió dos cartas con amenazas en su domicilio antes de que sucedieran los hechos.

En este sentido, explicaron que cuando las cartas llegaron a su casa no les hicieron mucho caso, ya que pensaron que «no era nada importante» y que se trataba de «una chiquillada». No obstante, las llevaron a la Policía Local y también habían preguntado a su hija si alguien la tenía amenazada, a lo que la menor contestó que no.

La Guardia Civil informó ayer de que la investigación para esclarecer el crimen «sigue su curso» y que se está «a la espera de los resultados de las pruebas de ADN» para esclarecer los hechos.

El Instituto Armado realizó controles por los alrededores de la caseta donde se encontró a la menor y por las zonas del pueblo que ella frecuentaba. También identificaron a todas las personas que iban por la calle entre las 21.00 y las 23.00 para preguntarles, entre otras cuestiones, qué hacían a esa hora o bien para corroborar las versiones de los testigos.

La Guardia Civil realizó el miércoles, por otro lado, una reconstrucción con el magistrado para «ver si se encontraba algo especial o para hacerse una idea in situ el juez de cómo pudieron ocurrir los hechos». Unos 30 agentes estuvieron directamente implicados en el caso, los «mejores especialistas» que tiene el Instituto Armado a nivel nacional.

El delegado del Gobierno en Andalucía, Luis García Garrido, afirmó ayer que la Guardia Civil está trabajando «con rigor y eficacia». Insistió, además, en que se trata de «un acontecimiento concreto», por lo que pidió «tranquilidad» y «sosiego» a los vecinos de este municipio de la Serranía de Ronda.

Etiquetas