Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

CRISIS EN ELPP

Aguirre reconoce que "no sería nuevo" que Ruiz-Gallardón fuera vicepresidente del partido

La dirigente madrileña, ante algunas informaciones, recuerda que el alcalde ya ejerció ese cargo en Alianza Popular.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, dijo ayer que no tiene "ni idea" de si es factible que Mariano Rajoy nombre vicepresidente del PP a Alberto Ruiz-Gallardón, pero destacó que "no sería nuevo" porque Gallardón "ya ha sido vicepresidente de Alianza Popular (AP)". Aguirre hizo estas declaraciones en los pasillos de la Asamblea de Madrid, al ser requerida su opinión sobre la posibilidad que, según la cadena Ser, está estudiando Rajoy de dar la Vicepresidencia del partido al alcalde madrileño.

"No tengo ni idea de si será factible o no, pero el señor Ruiz-Gallardón ya ha sido vicepresidente de Alianza Popular. Lo nombró Antonio Hernández-Mancha y estuvo un año, hasta que decidió que era mejor que volviera don Manuel Fraga, por tanto no sería nuevo", explicó.

En su edición digital, la citada emisora se hizo eco de que la hipotética presencia del primer edil madrileño en ese cargo de nuevo cuño permitiría al líder del PP reforzar su candidatura, con la ventaja añadida de que, al carecer de responsabilidades ejecutivas, Ruiz-Gallardón podría compatibilizar su cometido actual en la Alcaldía de la capital. No obstante, la estrategia podría agravar el distanciamiento de Rajoy con el sector crítico.

A pesar de esta información, otras fuentes indican que parece improbable la recuperacón de la figura de los vicepresidentes. Estas indican que, tras el congreso de Valencia, al secretario general y a la figura del portavoz del partido, que previsiblemente la dirección popular tiene previsto recuperar -podría recaer en el valenciano Esteban González Pons- les acompañarán tres vicesecretarios que asumirían las áreas de Comunicación, Sectorial y de Organización.

En las quinielas sobre quién será el nuevo secretario general del PP pareció caerse ayer el presidente del partido en Andalucía, Javier Arenas. Fuentes populares confirmaron el miércoles que Rajoy le ha ofrecido a Arenas "en varias" ocasiones que ocupe la Secretaría General y que este lo ha rechazado porque quiere seguir volcado en la comunidad y lograr el objetivo de que el partido llegue a la Presidencia de la Junta. Para el cargo siguen sonando Pío García Escudero y José María Michavila.

El amparo de Tomás Moro

La crisis interna se mantiene, si bien Ruiz-Gallardón y su homóloga valenciana, Rita Barberá, prefirieron tomarse ayer la situación con humor. Durante la recepción que el ayuntamiento de Valencia ofreció al alcalde de Madrid con motivo de la presentación del proyecto de Valencia como subsede olímpica de Madrid 2016, Barberá y Ruiz-Gallardón, además de hacerse regalos, bromearon con que al PP le haría "mucha falta" el "amparo" del patrón de los políticos, Tomás Moro, aunque resaltaron que no quieren "acabar como él", condenado a muerte por el delito de alta traición.

Etiquetas