Despliega el menú
Nacional

SERÁ SOMETIDO A UNA REVISIÓN

Adolfo Suárez, ingresado en una clínica por un catarro

Adolfo Suárez, que el pasado 25 de septiembre cumplió 77 años, se levantó esta mañana con un leve catarro, con flemas, aunque sin fiebre, según explicación fuentes familiares.

El médico de la familia decidió que ingresara en la clínica en la que le tratan habitualmente para atenderle y, de paso, hacerle una revisión general. Se espera que en un par de días el ex presidente esté de regreso en su casa.

Hace casi un año, el 10 de febrero de 2009, el ex jefe del Ejecutivo fue también ingresado en una clínica de Madrid para ser tratado de una afección pulmonar, según informó entonces la familia en un comunicado.

Adolfo Suárez fue dado de alta una semana después tras comprobarse que había evolucionado favorablemente. Además de tratar esa afección, los médicos aprovecharon esa ocasión para realizarle unas pruebas rutinarias de control, cuyos parámetros se encontraban dentro de la normalidad en un hombre de su edad.

El ex presidente del Gobierno sufre una enfermedad neuronal degenerativa. Su hijo, Adolfo Suárez Illana, reconoció públicamente en 2005 que debido a la enfermedad su padre ya no recordaba que había sido jefe del Ejecutivo y fundador de UCD.

"Ya no recuerda quién fue, aunque se muestra participativo a las muestras de cariño que le ofrecemos, interviene en algunas conversaciones con nosotros y sobre todo con sus nietos. Responde, en resumen, a los estímulos del cariño", dijo entonces en unas declaraciones a TVE.

Etiquetas