Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

El Senado rechaza los vetos del PP y Vox a la ley de eutanasia y suicidio asistido

Con 19 votos a favor y 10 en contra, el dictamen sobre la norma que regula la ayuda a morir fue aprobado este jueves por la Comisión de Justicia del Senado.

Senado.
Senado.
Archivo

La tramitación de la ley de eutanasia sigue adelante. Con 19 votos a favor y 10 en contra, el dictamen sobre la norma que regula la ayuda a morir fue aprobado este jueves por la Comisión de Justicia del Senado, que rechazó los vetos planteados por el PP y Vox. El texto será debatido en marzo en el pleno de la Cámara alta. El PSOE obtuvo el respaldo de Ciudadanos, PNV, Izquierda Confederal y Geroa Bai, entre otros. Sin rechazar la ley, ERC y Junts per Catalunya emitieron votos particulares para mantener sus enmiendas en el próximo pleno del Senado.

La ley consagra la eutanasia y el suicidio asistido como una prestación de la cartera de servicios del sistema nacional de salud. El PSOE se avino a negociar un cambio para evitar los hondos recelos del Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi), que teme que la ley les contemple como "vidas descartables". Para despejar reticencias, la nueva redacción habla de "situaciones imposibilitantes" en lugar de discapacitados.

María Esther Carmona, del PSOE, consideró que la ley es garantista y cuenta con el apoyo mayoritario de la sociedad española. Carmona censuró el empeño de PP y Vox de presentar los cuidados paliativos como alternativa a la eutanasia, cuando ambas cosas no son excluyentes. Su compañero de filas, José María Oleaga, adujo que la eutanasia es un nuevo derecho y mostró su convencimiento de que cuando el PP llegue al poder no derogará la ley. Prueba de ello es que no ha abolido el aborto ni el matrimonio homosexual.

Estos argumentos fueron rebatidos por el portavoz del PP, Antonio Román, quien alegó que la eutanasia es de "dudosa constitucionalidad" y habría que hacer una reforma de la Carta Magna para legalizarla. "Llama la atención la ausencia de la intervención del psiquiatra en todo este proceso", dijo Román. Para el parlamentario popular, la ley discurre por una "pendiente resbaladiza", pues enfermedades como la esclerosis múltiple, los trastornos depresivos graves, la esquizofrenia y la insuficiencia pulmonar avanzada son dolencias crónicas y graves, susceptibles por tanto de inscribirse en "contextos eutanásicos".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión