Despliega el menú
Nacional

política

Borja Sémper, el verso libre en el PP vasco que chocaba con Madrid

Nacido en Irún en 1976, el presidente del PP de Guipúzcoa deja la política 27 años después de entrar en Nuevas Generaciones. Sus encontronazos con la dirección nacional han sido sonados.

Borja Sémper, en una imagen de archivo.
Borja Sémper, en una imagen de archivo.
Gorka Estrada

Borja Sémper (Irún, 1976) era uno de esos versos libres que de vez en cuando surgen de entre las férreas estructuras de los grandes partidos. 27 años después de entrar en las Nuevas Generaciones del PP en el País Vasco, deja la política una de las voces que reclamaban una moderación en el discurso de los populares. En una época en la que el ruido lo inunda casi todo, Sémper también pedía una relajación del tono político general. “En el barro siempre gana el populista”, decía en una reciente entrevista en ‘El País’.

Entró en la ‘cantera’ del partido con 17 años, cuando ETA sembraba el terror en el País Vasco y con la figura de Gregorio Ordóñez como referente. Como al resto de sus compañeros, su asesinato le marcó profundamente. Antes, Sémper había dado el paso y había decidido presentarse a las elecciones municipales por su localidad de nacimiento. Fue concejal de Irún durante casi 15 años, donde gestionó el área de Urbanismo en una alianza del gobierno con el PSOE. Con 21, su nombre ya estaba en las paredes de la localidad seguido de un ‘te vamos a matar’. Y realmente lo intentaron, ya que hubo al menos dos planes de ETA para acabar con su vida.

El exlíder del PP en el País Vasco recordó estas duras experiencias recientemente para contestar a la portavoz de su partido en el Congreso, Cayetana Álvarez de Toledo. Esta criticó en septiembre a los populares vascos por ser “tibios” con el nacionalismo para obtener “un mejor resultado” electoral. Sémper no se cortó a la hora de contestarle: “Mientras algunas caminaban sobre mullidas moquetas, otros nos jugábamos la vida”, dijo.

En las últimas elecciones optó a la alcaldía de San Sebastián, donde ahora era concejal. Además de edil, Sémper ha sido diputado en el Parlamento Vasco desde 2003, y portavoz de los populares desde 2013. Llevaba once años como presidente del PP en Guipúzcoa. Su manera de hacer política, con acciones impactantes como cruzar a nado la Concha en pleno invierno, no han pasado desapercibidas.

En los últimos tiempos, la brecha con la dirección nacional se iba ensanchando al mismo ritmo que el partido se iba escorando hacia la derecha. En las primarias populares apoyó a Soraya Sáenz de Santamaría, que resultó derrotada por el actual líder de los populares, Pablo Casado. Ha criticado los pactos con VOX y llegó a declarar que el partido de extrema derecha es algo “diametralmente opuesto” a lo que representa el PP.

Licenciado en Derecho, casado con la actriz Bárbara Goenaga y padre de tres hijos, Borja Sémper deja todos sus cargos políticos y se dedicará a la empresa privada.

Etiquetas
Comentarios