Despliega el menú
Nacional

sucesos

La Guardia Civil da con el conductor que se grabó a 202 Km/h tras ir de fiesta

Tráfico ha aclarado este suceso de mayo protagonizado por un joven de 21 años que colgó el vídeo en redes tomando copas y conduciendo a una velocidad que superaba en 120 km/h la permitida. Por fin ha pasado a disposición judicial. 

La Guardia civil da por fin con el conductor que se grabó a 202 Km/h tras tomar copas
La Guardia civil da por fin con el conductor que se grabó a 202 Km/h tras tomar copas
Guardia Civil

De fiesta, tomando copas, y conduciendo después a 202 kilómetros por hora en una carretera limitada a 80. El vídeo en el que un joven de 21 años se graba en estas circunstancias y lo sube a sus redes sociales lo ha publicado ahora la Guardia Civil de Tráfico, que puso a disposición judicial al conductor después de la investigación que realizó durante meses para dar con él.      

Fueron efectivos de la Guardia Civil de Tráfico de Marbella (Málaga) quienes aclararon este delito contra la seguridad vial, consistente en la conducción de un vehículo a motor a velocidad ampliamente superior a la permitida.

Los hechos se conocieron el pasado 27 de mayo de 2019 a través de un vídeo que circulaba por la red social Instagram, en el cual aparece un conductor grabándose con telefonía móvil circulando por la A-7, en el interior del túnel de San Pedro Alcántara, y que conducía un turismo Volkswagen Golf a 202 kilómetros por hora pese a que esta vía está limitada a 80 km/h, es decir, superando la velocidad permitida en 122 km/h.

Tras conocerse la existencia del vídeo, los agentes iniciaron la investigación de los hechos, pudiendo obtener diferentes indicios y pruebas de la comisión de esta conducta ilícita después de una noche de fiesta en la localidad de Marbella, han precisado en un comunicado.

El conductor es un joven de 21 años que ha sido puesto a disposición judicial como presunto autor de un delito contra la seguridad vial. En las imágenes que él mismo grabó, aparece primero tomando bebidas alcohólicas de alta graduación en torno a las cinco de la madrugada. Incluso suplica una última copa antes ponerse al volante del coche y grabar cómo el cuentakilómetros subía y subía hasta alcanzar los 202 kilómetros hora.       

Etiquetas
Comentarios