Nacional

cambio climático

"El delta del Ebro desaparecerá mucho más rápido de lo que pensamos", según un experto

Así lo ha señalado el profesor emérito de Análisis Económico de la Universidad de Zaragoza, Pedro Arrojo, durante un encuentro sobre cambio climático celebrado en Santander.

El profesor emérito de Análisis Económico de la Universidad de Zaragoza, Pedro Arrojo.
El profesor emérito de Análisis Económico de la Universidad de Zaragoza, Pedro Arrojo.
UIMP

El profesor emérito de Análisis Económico en la Universidad de Zaragoza, Pedro Arrojo, ha advertido de que el crecimiento del nivel del mar unido a la subsidencia, o hundimiento, no compensado del delta del Ebro pueden llevar a su desaparición. "El delta del Ebro desaparecerá mucho más rápido de lo que pensamos", ha aseverado.

Así lo ha señalado Arrojo durante su intervención en el encuentro 'Los procesos de Planificación Hidrológica en la península ibérica e islas en un contexto de cambio climático', que se celebra esta semana en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) de Santander.

"Un delta es una gran esponja de segmentos que por su propio peso tiende a compactarse", ha explicado Arrojo, al tiempo que ha lamentado que actualmente las masas de flujo sólido se han "colapsado", provocando "un problema muy grave".

"Tenemos que pensar algo. Es muy importante porque afecta a la costa, donde tenemos mucha población viviendo y muchos recursos económicos", ha alertado experto.

Durante su intervención, 'La necesaria transición hidrológica frente al cambio climático', Arrojo ha subrayado que, aunque "los trasvases tienen su función", en el caso de sequía "no tienen utilidad" debido a que estas no son de carácter local, sino regional. "Los trasvases son herramientas inútiles", ha reiterado.

En esta línea, ha criticado que la construcción de presas "no tiene sentido", puesto que "el problema" es que no hay agua. "Este es el país del mundo con más presas, para lo bueno y para lo malo. Hacer una nueva oleada de grandes presas con un 24% menos de agua es como regalarle a un pobre un monedero", ha apostillado.

Por otro lado, el físico ha reivindicado la importancia de las aguas subterráneas, apuntando a la necesidad "mantener la salud de los acuíferos". "La sobrexplotación de los acuíferos es la clave de nuestro futuro", ha destacado, al tiempo que ha criticado la gran cantidad de pozos ilegales que hay en España.

"Son los principales pulmones hídricos, mucho más que los embalses", ha aseverado. Además, ha considerado que se puede sacar agua de ellos, pues a su juicio, cuando no haya agua, pueden ser "las piezas fundamentales de resistencia para nuestra supervivencia".

Por otro lado, el experto ha defendido la necesidad de "algo más profundo" que las nuevas tecnologías, "Necesitamos un cambio de cultura, de ética, de principios, de paradigma con la sociedad a la hora de gestionar el agua, que es el alma azul de la vida", ha sostenido. Por ello, Arrojo ha defendido un nuevo paradigma de sostenibilidad, frente al que ha existido durante los últimos años caracterizado por la "dominación de la naturaleza".

Para el experto, hasta ahora el "objetivo" era dominar los ríos y "ponerlos a nuestro servicio" y el "mejor río" era el que no llegaba al mar, es decir, "el que no perdía agua en el mar". "El río es un ecosistema vivo", ha recordado, sugiriendo así "pasar de una visión de recursos a una visión sistémica" que "hace sostenible" ese bien natural.

Por último, el galardonado con el Premio Medioambiental Goldman (2003) ha hecho un llamamiento a la precaución. "La incertidumbre ha servido para la inacción", ha lamentado. Así, ha matizado que "el problema no es ser optimista o pesimista", sino "ver el abanico de plausibilidad" que se establece de acuerdo a las investigaciones científicas.

Etiquetas
Comentarios