Despliega el menú
Nacional

tribunales

Juana Rivas insiste en pedir protección para sus dos hijos, a los que ve en peligro

"Me condenaron por proteger a mis hijos en lugar de confiarlos a la Justicia, pero ahora cada vez que denuncio en lugar de investigar me dicen que estoy judicializando mi vida", ha señalado este jueves Rivas.

Juana Rivas atendiendo a los periodistas a la salida del Juzgado de lo Penal 1 de Granada.
Juana Rivas atendiendo a los periodistas a la salida del Juzgado de lo Penal 1 de Granada.
Efe/Archivo

Juana Rivas ha insistido este jueves en un comunicado de prensa en pedir que se proteja de forma inmediata a sus dos hijos menores, al considerar que están "en una situación de peligro", y ha confiado en que la justicia tenga en cuenta los informes emitidos por sanitarios españoles.

La nueva comunicación pública de esta vecina de Maracena (Granada) se produce pocos días después de que su defensa haya interpuesto ante la Audiencia de Granada un recurso de apelación contra el auto del Juzgado de Instrucción 3 por el que se le denegó la adopción de medidas cautelares para "proteger" a sus dos hijos.

Rivas había denunciado a su expareja, el italiano Francesco Arcuri, por supuestos delitos de violencia doméstica, lesiones y amenazas de muerte del padre hacia sus dos hijos, de 13 y 5 años, y solicitó medidas para que los niños, que están pasando unos días de vacaciones con ella, no tuvieran que regresar con él a Italia.

El juzgado declaró la no competencia de la jurisdicción española, en el orden penal, sobre esta nueva denuncia presentada, además manifestar la "improcedencia" para adoptar las medidas cautelares respecto a los menores.

"Me condenaron por proteger a mis hijos en lugar de confiarlos a la Justicia, pero ahora cada vez que denuncio en lugar de investigar me dicen que estoy judicializando mi vida", ha señalado este jueves Rivas.

Ha añadido que si lo que quisiera es judicializar su vida, cuando sus hijos llegaron a España y le relataron todo lo que les había pasado en los últimos días y los problemas que tenían para dormir por las pesadillas, habría ido a un juzgado en lugar de llevarlos al pediatra.

Recientemente, el Tribunal Supremo ha admitido a trámite el recurso de casación de Rivas contra el fallo de la Audiencia de Granada que confirmó su condena a cinco años de cárcel por dos delitos de sustracción de menores por permanecer un mes en paradero desconocido con sus dos hijos para no entregarlos al padre. 

Etiquetas
Comentarios