Despliega el menú
Nacional

Casado resta credibilidad a la promesa de Rivera de no pactar con el PSOE por su "antecedente" tras comicios 2015

Subraya que Sánchez no ha descartado "pactar con los independentistas y que Torra siga mandando en España"

Casado ha recordado que Rivera ya trató de pactar con Sánchez en 2015.
Casado y Rivera llaman a los ciudadanos a movilizarse el domingo contra Pedro Sánchez
Efe

El presidente del PP, Pablo Casado, ha restado este martes credibilidad al compromiso del líder de Ciudadanos, Albert Rivera, de que no pactará con el PSOE tras las elecciones generales del 28 de abril, ya que, según ha recordado, tras los comicios de diciembre de 2015 selló el 'Pacto del Abrazo' con Pedro Sánchez para investir presidente del Gobierno al candidato socialista e incluso pidió el apoyo a Pablo Iglesias para que prosperara esa investidura, que al final no contó con mayoría suficiente. Por eso, ha apelado al voto "útil" al PP porque no se pueden "jugar" que Sánchez "siga en el Gobierno".

"La credibilidad la da un partido que a Pedro Sánchez nunca le ha apoyado una investidura ni ha pedido el voto a Pedro Sánchez para que apoye a Pedro Sánchez", ha declarado Casado en una entrevista en Telecinco, después de que la Ejecutiva de Ciudadanos aprobara este lunes por unanimidad que no habrá pacto con el PSOE aunque no cerró la puerta a pactos con 'barones' socialistas tras las autonómicas del 26 de mayo.

Aunque ha admitido que tiene una "relación estupenda" con Rivera, el líder del PP ha señalado que hay "antecedentes" de su acuerdo con Pedro Sánchez tras las generales de diciembre de 2015, en alusión al denominado 'pacto del Abrazo' porque se selló bajo el cuadro del pintor Juan Genovés en el Congreso de los Diputados.

"No nos podemos jugar que Sánchez siga"

Casado ha destacado que el jefe del Ejecutivo no descartó anoche pactar con los independentistas de nuevo tras las elecciones durante una entrevista en TVE. "Una de las cosas que dijo es que no descarta pactar con los independentistas y que Torra siga mandando en España", ha afirmado, para añadir que hay que apoyar al PP si lo que se quiere es un Gobierno que "ponga orden" en Cataluña frente al "independentismo golpista".

"Y ahora no nos podemos jugar que Pedro Sánchez siga en el Gobierno", ha proclamado, para subrayar que sus senadores serán "los del 155" para aplicar este precepto constitucional en la Cámara Alta si ganan las elecciones de forma duradera y sin límite de tiempo. Por eso ha apelado al "voto útil" al Partido Popular el próximo 28 de abril.

Casado ha explicado cómo funciona la ley electoral y ha recalcado que hay que "contar escaños y no votos". "Si dividimos el voto puede pasar que no lleguemos a esa mayoría suficiente y los restos vayan a Podemos o al PSOE", ha manifestado, para explicar que los apoyos a Vox o Cs en algunas circunscripciones pueden ir al final a la izquierda y restar apoyos al PP.

"Esa España que se manifiesta unida en la plaza de Colón no debe desunir el voto", ha aseverado tras la concentración del pasado 10 de febrero de PP, Cs y Vox. Dicho esto, ha garantizado que su partido no pactará ni con "socialistas, ni con comunistas ni con independentistas" y ha alertado de que dividir el voto del centro-derecha puede impedirles llegar a una "mayoría suficiente" para poder aplicar luego el artículo 155 en el Senado.

"Le hemos pillado con el carrito del helado"

Una vez más, el líder del PP ha subrayado que Sánchez ha convocado elecciones porque el PP le ha "pillado negociando" con los separatistas. "Le hemos pillado con el carrito del helado", ha proclamado, para subrayar que el presidente del Gobierno ha abierto la precampaña electoral "mintiendo" al negar sus pactos con el independentismo cuando "es evidente que está negociando desde agosto".

"Lo que está haciendo es mentir", ha reiterado Casado, que ha recordado las palabras del exministro Alfredo Pérez Rubalcaba asegurando que España "no merece un Gobierno que mienta". Además, ha rechazado que el PP se dedique a "crispar" como aseguran los socialistas sino que se dedica a "denunciar lo que está pasando".

Después de que Sánchez no cerrase anoche la puerta a pactos con todos los partidos, Casado ha destacado que el Grupo Socialista tiene este martes la oportunidad de apoyar en el Congreso una iniciativa del PP a favor de penalizar la convocatoria ilegal de referéndum con penas de prisión y que en su día "quitó" el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero. "Si está Sánchez comprometido contra el golpismo que vote a favor de esa tipificación", ha manifestado.

Prevé lograr más de cien escaños

En cualquier caso, y pese a lo que señalan las encuestas, ha confiado en lograr más de cien escaños en los comicios porque, según ha dicho, los datos internos que manejan son "mejores" que los que se están publicando. "Al PP las encuestas le han ido tradicionalmente mal", ha reconocido, para recordar que en 2015 los sondeos situaban en el empate a PP, PSOE, Cs y Podemos y al final su partido sacó 50 escaños de ventaja a los socialistas.

Además, Casado considera que el apoyo al partido de Santiago Abascal será "más bajo" que el que pronostican los sondeos que se están publicando. "Sinceramente creo que vamos a ganar las elecciones y gobernar", ha enfatizado, lanzando un mensaje de optimismo como el que dirigió este lunes ante la Junta Directiva del PP.

Ante las declaraciones de algunos 'barones' del PP apelando a la moderación y al centro para poder ganar las elecciones, Casado ha afirmado que "el Partido Popular siempre ha estado en el centro" y ha recordado que sus Estatutos lo definen como un partido de "centro-derecha, liberal, reformista y conservador".

"El partido ahora está unido y la gente quería reconciliarse con ese PP que habla claro", ha asegurado, para añadir que cuando estaban en el Gobierno no podían decir algunas cosas. Además, ha dicho que hará una "campaña en positivo", denunciado que el "tiempo de Sánchez" en Moncloa se ha "acabado" y con actos "sectoriales" hablando de los asuntos que preocupan a los ciudadanos.

Casado ha destacado el ahorro económico que hubiera supuesto agrupar todas las elecciones en mayo pero ha señalado que Sánchez no lo ha hecho porque los 'barones' del PSOE "no quieren presentarse a las elecciones con él porque es tóxico" y "no es un buen aval" para esos presidentes socialistas

Finalmente, ha indicado que habla tanto con José María Aznar como con Mariano Rajoy, con los que estuvo en la Convención Nacional del PP del pasado mes de enero y con los que se ha "mensajeado para alguna cosa". "Tengo buena relación con los dos", ha señalado, para destacar que Aznar "paró el plan Ibarretxe" y Rajoy "paró el plan Puigdemont".

Etiquetas
Comentarios