Despliega el menú
Nacional

Más del 70% de los votantes de PP y Cs ven "aceptable" apoyarse en escaños de Vox

El 54% del total creen que deberían rechazarse sus apoyos. El votante socialista, más crítico que el de Podemos.

Los resultados de la encuesta.
Los resultados de la encuesta.

La decisión de PP y Ciudadanos de apoyarse en los escaños de Vox para acceder a la Junta de Andalucía es considera "inaceptable" por el 54% de los españoles. Sin embargo, este rechazo está centrado en los votantes de Podemos y especialmente del PSOE, que elevan esa crítica hasta el 87%, según la encuesta de Metroscopia para HENNEO.

Frente a este rechazo, hay un 44% de los españoles que sí ve "aceptable" que los dos partidos de centroderecha se apoyen en Vox para acceder al gobierno andaluz. Esta aceptación es mayoritaria entre los votantes de Ciudadanos y, especialmente, del PP. De hecho, entre los populares más del 90% de sus posibles votantes ven aceptable apoyarse en Vox para acceder al gobierno.

Los datos de la encuesta constatan una fuerte división ciudadana sobre cómo se posicionan respecto al partido de extrema derecha que lidera Santiago Abascal. Los electorados que tienen una posición más clara respecto a Vox son precisamente los del PP y del PSOE (uno claramente a favor y otro claramente en contra). En cuanto a Ciudadanos y Podemos, hay algo más de división en su electorado respecto a hasta qué punto se puede hacer partícipe a Vox de la vida política.

En este sentido, es llamativo que, en el eje de la izquierda, Vox genera más rechazo entre los afines al PSOE que entre los cercanos a Podemos. Así, frente al 87% de rechazo que genera Vox en el PSOE, en Podemos la cifra es del 80%. Es un rechazo también elevado, pero es llamativo que sea siete puntos menor al socialista.

En el espectro del centro derecha, la diferencia de criterio entre PP y Ciudadanos también es de siete puntos. Mientras entre los populares un 91% de sus votantes aceptan el apoyo de Vox, en Ciudadanos la cifra es del 84%.

En la encuesta de Metroscopia destaca también el bajo nivel que registra la opción de no sabe/no contesta. Así, solo el 2% de la ciudadanía no tiene una posición definida respecto a si los partidos deberían o no pactar con Vox.

Estos datos trasladarían que las direcciones de PP y Cs no se habrían equivocado ante sus votantes al promover el cambio de gobierno en Andalucía apoyándose en los 12 escaños que tiene Vox. A la vez, también reflejan que PSOE y Podemos están acertados ante su electorado en su posición de rechazar que alguna fuerza política pueda sentarse a pactar con el partido de Abascal.

Los datos no apuntan a que los diferentes partidos políticos se vean obligados a reducir el nivel de intensidad de su debate respecto a Vox, una vez que las posiciones de los electorados están muy definidas, tanto en su rechazo como en su aceptación.

De momento, solo Ciudadanos ha mostrado cierta incomodidad con la situación actual, aunque podría haber encontrado un punto de equilibrio: ha atendido a la posición de sus votantes aceptando los votos de Vox y, a la vez, pero a la vez ha rechazado sentarse con sus representantes en la mesa de negociación.

Pacto de gobierno

Por otro lado, el pacto de gobierno al que han llegado PP y Ciudadanos era una de las dos opciones preferidas por los españoles para Andalucía, según refleja la encuesta. Así, el ejecutivo que previsiblemente saldrá de la sesión de investidura que se inicia hoy gusta al 42% de la ciudadanía.

En cualquier caso, no era la única opción aceptada. La posibilidad de un gobierno en minoría entre Adelante Andalucía y PSOE tenía también el mismo porcentaje de apoyo, un 42%. Como tercera fórmula más querida se situaba la posibilidad de que PSOE y Ciudadanos formasen una entente de gobierno. En este caso, estaba bien vista por el 38% de la ciudadanía. La diferencia respecto a la legislatura anterior habría sido que Ciudadanos estaría dentro del Ejecutivo.

La fórmula de gobierno con menos apoyo era la de un tripartito formado por PP, Ciudadanos y Vox. Solo gustaba al 29% de la población. Esta fórmula habría supuesto que Vox entrase en el gobierno, en vez de plantear un apoyo solo parlamentario

Etiquetas
Comentarios