Despliega el menú
Nacional

Los sirios llegados a España expresan su preocupación por la falta de trabajo

El 98% de los refugiados que llegan al país lo hacen por Melilla tras sufrir, en muchos casos, explotación laboral, sexual y robos.

Los sirios que llegan a España, la mayoría después de más de 3 años de ruta, aseguran que no tenían información sobre nuestro país, pero contemplan quedarse porque lo ven similar a Siria en cuanto a cultura y clima, aunque les preocupa encontrar trabajo, aprender el idioma o la convalidación de títulos.

Son datos de un estudio realizado con entrevistas a 60 sirios que llegaron a España entre 2015 y 2017 y que se encuentran en Córdoba, Madrid, Málaga, Melilla, Sevilla y Valencia, de la organización REACH y presentado hoy en la Casa Árabe.

Los participantes en este estudio no percibían España como país de tránsito hacia otros países de la UE a priori y valoran como condición prioritaria para desear quedarse e iniciar una nueva vida en el país encontrar un empleo.

De entre los sirios que llegaron a España de manera regular (reasentamiento y reubicación) solo una mínima parte de los participantes tenía por objetivo venir a Europa o España cuando salieron de Siria, ya que pretendían asentarse en países vecinos, como el Líbano o Turquía donde tenían conocidos.

Entre los entrevistados que llegaron a España de forma irregular, la mayoría tenía por meta empezar una nueva vida en Argelia o Marruecos, a menudo sobre la base de contactos previos de tipo social o económico en la región.

En este estudio se analizan las rutas que han seguido los sirios para llegar a España entre 2015 y 2017. El 98 % de los sirios llegan por Melilla, después de sufrir situaciones de explotación laboral, sexual y robos durante los años que dura su trayecto migratorio.

Destaca el repunte en 2017 de las llegadas regulares e irregulares de refugiados y otros migrantes a las costas de España. A fecha de 30 de septiembre de 2017, España registra 17.430 entradas irregulares, el triple de las registradas en el mismo período del año anterior.

Con este aumento, ha cambiado el perfil de las llegadas, ya que cada vez hay más personas de Oriente Próximo, la mayoría de ellas sirias, que viajan a España, explica el informe.

Todos los participantes que habían llegado a España de forma irregular habían contratado en algún momento del viaje los servicios de un pasador de fronteras y afirman que cruzar la frontera entre Argelia y Marruecos fue la parte más traumática del viaje a Europa.

El informe denuncia la falta de información que tienen los sirios respecto a las posibilidades de viajar de forma legal como refugiados a España o a cualquier país europeo y sólo disponen de ella cuando viven en campos de refugiados o por los puntos de llegadas a Grecia e Italia.

En la presentación del informe, el presidente de la Asociación de Apoyo al Pueblo Sirio, Amer Hijazi, ha explicado las dificultades que tienen sus compatriotas para encontrar un empleo por el idioma "que cuesta mucho aprender a personas mayores" y los complicados trámites de convalidación de las titulaciones.

Ha propuesto la necesidad de que se bonifique a las empresas por contratar a refugiados y que se facilite "herramientas a las familias para que sean ellas las que salgan adelante" respetando su dignidad.

Etiquetas
Comentarios