Nacional

Un compromiso "firme" con los pequeños países insulares en desarrollo

El ministro de Exteriores, García-Margallo, está de gira por varios países de Asia y Oceanía.

García-Margallo
Un compromiso "firme" con los pequeños países insulares en desarrollo
Efe

El ministro español de Exteriores, José Manuel García-Margallo, reafirmó este lunes el compromiso de España con un desarrollo que tenga presente el cambio climático y con la ayuda para superar sus desafíos a los Pequeños Estados Insulares en Desarrollo, los países más vulnerables a este fenómeno.

El jefe de la diplomacia española, de gira por varios países de Asia y Oceanía, participó este lunes en la isla de Samoa, en el Pacífico Sur, en la primera jornada de la III Conferencia Internacional de la ONU sobre los Pequeños Estados Insulares en Desarrollo (SIDS, por sus siglas en inglés), que suman 38.

Setenta y cinco países y 38 organizaciones internacionales asisten a esta cita de la ONU, en la que España quiere dejar patente que el desarrollo económico, inclusivo y respetuoso con el medio ambiente constituye "la estrella polar" del Gobierno español, según dijo el ministro García-Margallo en declaraciones a los periodistas.

España copreside en Samoa junto con Japón el diálogo multipartito interactivo sobre cambio climático y gestión de riesgo de desastres, una muestra del reconocimiento por los países participantes de los "esfuerzos políticos y financieros" de este país en apoyo a la problemática de los SIDS, informaron fuentes diplomáticas.

Tal y como recordó García-Margallo, el cambio climático presenta peligros y problemas para todos, pero especialmente para los Pequeños Estados Insulares en Desarrollo, cuya supervivencia puede verse afectada en caso de un aumento de nivel de los mares.

"Los SIDS necesitan que les ayudemos a resolver sus vulnerabilidades siempre bajo su propio liderazgo", dijo el ministro durante su intervención en la conferencia, en la que también está el secretario de Estado de Medio Ambiente, Federico Ramos.

Las causas de esas vulnerabilidades son desde los efectos negativos del cambio climático hasta las especiales condiciones geográficas, naturales, sociales y económicas que condicionan el desarrollo de estos pequeños estados insulares.

El ministro aseguró que España está "a su lado" y que así lo seguirán demostrando. De hecho, está previsto firmar en breve un total de 13 memorándum bilaterales para apoyar distintos proyectos de cooperación con pequeños estados insulares por un valor de entre cuatro y cinco millones de euros.

"Recogen necesidades y prioridades específicas de cada país en la lucha contra los efectos del cambio climático, el fortalecimiento de la respuesta ante desastres naturales, la salud y el agua", explicó.

Además, según anunció, España va a incorporarse, con una contribución inicial de un millón de euros, al memorándum que Italia ha firmado desde 2007 con 12 de estos pequeños estados.

España, que trabaja desde el ámbito multilateral de la UE y el bilateral, quiere convertirse en un "actor importante" en el desarrollo de los SIDS, según informaron fuentes diplomáticas.

Estos países pueden contar con la contribución de España, manifestó García-Margallo, antes de recordar que existe una "larga historia de relación" con los SIDS, "desde el Caribe hasta el Pacífico".

"A través de continentes y océanos nuestras historias han estado a menudo entrelazadas", añadió.

El ministro expresó además el compromiso de España por trabajar para las conferencias de Nueva York y París sobre el cambio climático y a ejercer un liderazgo en la Unión Europea en esta materia, antes de recordar: "Somos contribuyentes importantes a los fondos que financia la cooperación al desarrollo con estos países".

El ministro acude a esta conferencia en Samoa porque España comprende las dificultades y vulnerabilidades específicas de los SIDS y apoya su tratamiento diferenciado por la comunidad internacional, según señalaron fuentes diplomáticas.

La Unión Europea es el principal donante de cooperación en el Caribe y el segundo en el Pacífico, tras Australia.

Entre 2007 y 2012 la cifra de la cooperación europea ha alcanzado cerca de 3.500 millones de euros, en la que España aporta entre un 8 y un 9 %, según los programas.

España ha contribuido con 200.000 dólares a la organización de esta cita en Samoa que la ONU utilizará para financiar la participación de muchos de esos países.

Los SIDS fueron reconocidos como "grupo especial de países en desarrollo" por la ONU en 1992. Su primera conferencia se celebró en 1994 en Barbados y la segunda en el año 2005 en Mauricio.

Con su presencia en Samoa, García-Margallo busca también seguir recabando votos de apoyo a la candidatura de España a ser miembro no permanente (con derecho a voto pero no a veto) del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas para el bienio 2015-2016, un reto en el que compite con Turquía y Nueva Zelanda para dos puestos.

Dieciséis de los países SIDS tienen derecho a voto en el Consejo de Seguridad y por ello el ministro español mantendrá hasta un total de 18 reuniones bilaterales, según las mismas fuentes.

Etiquetas