Despliega el menú
Nacional

Elecciones gallegas y vascas

Las elecciones, un importante examen para Rajoy

Alrededor de 2,7 millones de gallegos y 1,7 millones de vascos podrán participar este domingo en las votaciones para elegir su Parlamento regional y examinar las políticas de austeridad aplicadas por el Gobierno.

Feijoo y Rajoy, durante el mitin de final de campaña
Las elecciones vascas y gallegas ponen a prueba el mandato de Rajoy
EFE

Alrededor de 2,7 millones de gallegos y 1,7 millones de vascos han sido llamados para participar este domingo 21 de octubre en las elecciones autonómicas anticipadas que se celebrarán en ambas comunidades. Estos comicios se interpretan como un test para el jefe del Gobierno español, Mariano Rajoy, en medio de la ola de recortes contra el déficit y la crisis que está aplicando en todo el país.

En Galicia las encuestas pronostican una victoria del actual jefe del Ejecutivo regional, Alberto Núñez Feijóo, del Partido Popular (PP), partido que ha gobernado 24 de los 31 años de autonomía. No obstante, algunos sondeos han vaticinado la posibilidad de que pierda la mayoría absoluta parlamentaria de la que goza en la actualidad, castigado por las políticas de austeridad impuestas por Rajoy desde La Moncloa. Una circunstancia que beneficiaría al partido socialista (PSdeG), que ha ido fortaleciéndose desde su caída en los años noventa. 

Tras varias legislaturas marcadas por la unidad y la presencia parlamentaria del Bloque Nacionalista Gallego (BNG), los nacionalistas se presentan a las elecciones de este domingo divididos en torno a tres candidaturas distintas: BNG, Alternativa Galega de Esquerda (liderada por Xosé Manuel Beiras, miembro histórico del BNG) y Compromiso por Galicia.

En el País Vasco celebran este domingo las primeras elecciones sin ETA, que hace un año anunció el cese definitivo de la violencia. Este hecho supondrá el regreso al Parlamento regional de la llamada 'izquierda abertzale', que antaño ejerció de brazo politico del grupo armado y que ahora forma parte de la coalición electoral independenetista Bildu. 

Según las encuestas, el Partido Nacionalista Vasco (PNV) será la primera fuerza política y Bildú se convertirá en la segunda, conformando ambos una mayoría nacionalista-independentista en la nueva cámara baja. Además, estos datos apuntan a que los socialistas, que han gobernado durante la última legislatura de la mano de Patxi López, no podrán reeditar el pacto con el grupo popular para mantener su Gobierno. 

Etiquetas