Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

Debate sobre la independencia de Cataluña

El Gobierno pide moderación a un Mas que rechaza la Constitución como solución

El presidente catalán asegura que la Constitución es respetable, pero cuando contiene la voluntad democrática de un pueblo no tiene "la misma calidad".

Artur Mas
El Gobierno pide moderación a un Mas que rechaza la Constitución como solución
EFE/SUSANNA SÁEZ

 La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha llamado a la "moderación" y la "responsabilidad" a dirigentes catalanes como el presidente de la Generalitat, Artur Mas, que niega que la Constitución pueda "contener la voluntad democrática" del pueblo catalán hacia la independencia.

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, la vicepresidenta ha dicho que los políticos catalanes deben ser "muy conscientes" de los "perjuicios económicos" que sus propuestas pueden causar.

"Apelamos a la moderación y a la responsabilidad", ha añadido la vicepresidenta, quien ha señalado que en momentos de crisis económica "la estabilidad y la confianza" son "un grado".

"Desde el Gobierno se responderá como debe responderse siempre, desde la Constitución y las leyes", ha dicho Sáenz de Santamaría, quien ha apelado a construir un clima de "colaboración" y a tener "muy presente que el mundo va por otro lado" para "superar diferencias, trabajando juntos para reformas conjuntas y para crear empleo".

Por su parte, el presidente catalán, Artur Mas, ha llamado a su partido, CDC, a cerrar filas en el objetivo del Estado propio porque será un camino "difícil y lleno de pieles de plátano", un anhelo cuya respuesta no puede ser la de una Constitución convertida en "una pared para contener la voluntad democrática de un pueblo".

En su discurso en la escuela de verano de CDC, en Vilanova i la Geltrú (Barcelona), donde ha sido recibido con una gran ovación, Mas ha asegurado: "Nos provocarán, nos pondrán pieles de plátano para que caigamos, ya nos lo estamos encontrando en Madrid, nos hablan de la Constitución, de las leyes, y yo me pregunto: ¿Esa Constitución que nos giraron en contra en la sentencia del Estatut? ¿Y el pueblo, la voluntad, los votos, la democracia? Eso también tiene mucha importancia y se tiene que tener en cuenta".

Para Mas, la Constitución y todas las leyes son "respetables" pero en el momento en que se convierten "sólo en una pared para contener la voluntad democrática de un pueblo", no tienen "la misma calidad", ha esgrimido.

A menos de una semana de la reunión de Mas con Mariano Rajoy en la Moncloa, la relación entre la Generalitat y el Gobierno parece tensionarse porque la Comisión Bilateral Generalitat-Estado no se reunirá el 17 de septiembre, como se preveía.

La presidenta de la Asamblea Nacional Catalana (ANC), Carme Forcadell, y otros cuatro miembros del secretariado de la entidad -Blanca Serra, Soledat Balaguer, Marc Ricart y Ricard Gené- han sido recibidos en audiencia en el Palau de la Generalitat por el propio Mas, con quien se han reunido durante más de una hora.

La ANC, organizadora de la manifestación independentista de la Diada del 11 de septiembre, ha sugerido a Mas que las próximas elecciones al Parlament tengan carácter "plebiscitario" sobre la independencia y que en 2014 se convoque un referéndum.

El portavoz del Govern, Francesc Homs, ha destacado el "cambio de rasante" e incluso la "aceleración" del proceso hacia la soberanía de Cataluña y ha defendido la posibilidad de celebrar una consulta popular al respecto.

El secretario de Estado de la UE, Iñigo Méndez de Vigo, ha afirmado en Barcelona que Europa "no está para aventuras de nuevos Estados" y que una hipotética independencia de Cataluña no tendría "ni encaje constitucional ni solución a nivel europeo".

"Aquí en Cataluña tenéis el 'seny' (sentido común) y la 'rauxa' (arrebato), a mi me gusta más la primera palabra. No creemos problemas artificiales, Europa no está para aventuras de nuevos Estados, nadie está en eso en Europa; está para que hagamos cosas juntos y resolvamos problemas", ha dicho Méndez de Vigo en un desayuno informativo en el Centro de Estudios y Documentación Internacionales (CIDOB) de Barcelona.

La presidenta del PPC, Alícia Sánchez-Camacho, ha acusado este viernes al presidente de la Generalitat de querer "tapar su mala gestión" económica y la "parálisis" de su gobierno con la reclamación de un Estado propio para Cataluña.

Desde Gandia (Valencia), el vicesecretario de Política Autonómica y Local del PP, Javier Arenas, ha advertido de que Mas y CiU "están cometiendo un error con la radicalización" de su discurso que no les beneficia a ellos, sino "a los radicales".

Por su parte, ERC busca sumar fuerzas con otros partidos catalanes que están a favor de convocar un referéndum sobre la independencia de Cataluña para presentar una propuesta de resolución en el pleno de política general de finales de septiembre que inste al Govern a convocar la consulta en esta legislatura.

Etiquetas