Despliega el menú
Motor

motor

Grandland X Hybrid, el SUV de Opel más ecológico y polivalente

Tras el Opel Corsa-e, llega ahora la versión híbrida enchufable del Grandland X. Un SUV de excelentes prestaciones, con un precio desde 53.000 euros.

Opel Grandland X Hybrid4 [[[HA REDACCION]]] principal 3 (9).jpg
Opel Grandland X Hybrid4 
Thorsten Weigl

La entrada en vigor del nuevo límite medio de emisiones de 95 g/km de CO2, ha forzado a evolucionar rápidamente a los fabricantes hacia un futuro más electrificado. Opel ha desvelado ya algunos de los pilares con los que afrontará este escollo. Primero, con el Corsa eléctrico, y más recientemente con las variantes híbridas enchufables del Grandland X.

La primera en llegar a los concesionarios dispone de tracción integral. Un modelo que sin ser barato, -considerando descuentos y promociones parte de 43.800 euros-, cuenta con muchas virtudes ocultas. Bajo el capó esconde un motor 1.600 turbo de 200 CV que envía su potencia a las ruedas delanteras, conectado a un cambio automático de 8 velocidades. A éste se suman sendos motores eléctricos, de 110 CV sobre el eje delantero, y de 113 CV sobre el trasero. El conjunto ofrece una potencia de 300 CV, un par motor de 520Nm, y una velocidad punta de 235 km/h. Cifras que suenan a deportivo, pero que vienen acompañadas de otras más racionales como las de consumo, cuyo valor medio ronda 1,3 l/100 km. El truco de tanta austeridad son sus 59 km de autonomía eléctrica. Una cifra que cubrirá las necesidades diarias de muchos conductores, con sólo una carga de entre 1,5 y 7 horas según la toma de corriente empleada.

Opel Grandland X Hybrid4 [[[HA REDACCION]]] detalle interior (6).jpg
Opel Grandland X Hybrid4 
Axel Wierdemann

Además permite escoger entre cuatro modos de conducción. El modo ‘híbrido’ está concebido para optimizar el consumo del coche, activando el motor térmico y/o los eléctricos automáticamente. El modo ‘eléctrico’ funciona exclusivamente a batería, la mayor parte del tiempo con el motor eléctrico trasero, y activando el delantero sólo si se demanda mayor potencia. La velocidad máxima en este caso es de 135 km/h, pero si se acelera a fondo el sistema conecta temporalmente también el motor de gasolina. Una velocidad máxima idéntica a la del modo ‘4x4’, al depender éste también de los motores eléctricos. Finalmente el modo ‘Sport’, en el que entra en juego toda la potencia para ofrecer el mayor dinamismo posible.

No se trata en cualquier caso de un SUV en el que Opel haya primado la deportividad, sino más bien la solvencia de poder afrontar tanto firmes delicados como vías sin límite de velocidad, y sobre todo, el acceso a zonas urbanas libres de emisiones. Para garantizar esto último ofrece una función que permite reservar parte de la autonomía eléctrica, por si al final del viaje se pretende entrar en zonas de acceso restringido.

Un modelo, en definitiva, polivalente y sin barreras, al ostentar el distintivo ecológico Cero.

Etiquetas
Comentarios