Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

TAILANDIA

El primer ministro tailandés insiste en que "nunca" dimitirá pese a las protestas

Una treintena de turistas españoles afectados por las protestas se encuentran bien y ya empiezan a regresar a España tras la reapertura de dos de los tres aeropuertos del sur del país que permanecían cerrados.

El primer ministro tailandés, Samak Sundaravej, afirmó que no abandonará su cargo pese a las protestas. Los monárquicos y otros grupos buscan derrocar al Gobierno, al que acusan de ser títere del ex primer ministro Thaksin Shinawatra, depuesto en un golpe de Estado del Ejército por las protestas por corrupción.

"Nunca dimitiré por estas amenazas", afirmó Samak en el principal estadio de la capital durante un acto para celebrar los cumpleaños del rey y la reina del país.

El primer ministro aseguró también que ha intentado alcanzar un compromiso político con los dirigentes opositores que lideran las protestas. Miles de manifestantes mantienen ocupada la residencia oficial del primer ministro desde el pasado martes para intentar forzar la dimisión de Samak.

Samak destacó también que su Gobierno cuenta con el respaldo de una coalición de seis partidos que lograron legalmente la mayoría en las elecciones de diciembre y que no puede ser depuesto por vías inconstitucionales. "Llegué a este puesto por un mandato legal. Sólo me iré si la ley no me permite permanecer en él y no sólo porque alguien lance amenazas y me presione", dijo.

Samak reveló además que ha pedido audiencia para hoy mismo con el rey, Bhumibol Adulyadej, en el palacio de Hua Hin para informarle de la situación política que vive el país siete meses de formar gobierno.

Mientras, siguen atrincherados tras las barricadas en la Casa de Gobierno los miles de manifestantes de la Alianza del Pueblo para la Democracia (PAD, por sus siglas en inglés) que exigen la dimisión de Samak.

 

Españoles bloqueados

 

Mientras, una treintena de turistas españoles afectados por las protestas se encuentran bien y ya empiezan a regresar a España tras la reapertura de dos de los tres aeropuertos del sur del país que permanecían cerrados.

La situación en el país empieza a normalizarse, ya se han abierto dos de los tres aeropuertos que estaban cerrados y los turistas que estaban en Phuket están viajando a la capital, Bangkok, para tomar sus vuelos de regreso a España, según fuentes diplomáticas españolas.

La Embajada de España en Bangkok y las autoridades consulares en Phuket están coordinando el traslado de los turistas españoles, aunque no se van a tomar medidas especiales porque no es una situación de emergencia, según las citadas fuentes.

Etiquetas