Internacional

china

'Cuatro de Junio', el licor más peligroso del mundo

El nombre hace referencia al aniversario de la masacre de Tiananmen, que el Gobierno chino lleva treinta años luchando por silenciar. 

HONG KONG TIANANMEN BEER-01. Hong Kong (China), 01/06/2019.- Bottles of 'Tiananmen' beer from a local brewery are displayed on the bar table at Club 71 in Hong Kong, China, 01 June 2019 (issued 03 June 2019). The beer features some labels identical to slogans written buy the students during the 1989 Tiananmen Square protest. The proceeds of the beer sale go to the Tiananmen Mothers, a group of Chinese democracy activists promoting a change in Beijing' s position over the suppression of the Tiananmen Square protests of 1989. On 04 June thousands of people in Hong Kong will join the annual candlelit vigil commemorating the 1989 Tiananmen Square protest crackdown. (Protestas, Estados Unidos) EFE/EPA/JEROME FAVRE Tianamen beer at a Hong Kong bar
Las cervezas '4 de junio'.
Efe

Su ingesta no ha provocado ninguna muerte, ni ceguera y ni siquiera una mala resaca, pero el popular licor chino marca 'Cuatro de Junio' se ha convertido, probablemente, en el brebaje más peligroso del mundo hasta el punto de que sus creadores han sido sentenciados a penas de cárcel.

¿Por qué? Porque los activistas chinos Chen Bing, Fu Hailu, Zhang Junyong y Luo Fuyu tuvieron la ocurrencia de crear un 'báijiu' (un tipo de aguardiente chino) conmemorativo de la masacre de Tiananmen, un funesto episodio histórico censurado de manera sistemática por el régimen de Pekín y del que este martes se cumple el trigésimo aniversario.

Así, a mediados de 2016, cuando se cumplían 27 años desde la matanza, agentes de seguridad chinos detuvieron a los cuatro activistas y descubrieron un cargamento de 900 botellas vacías. Desde entonces, han estado bajo arresto.

En las etiquetas de las botellas se podía leer: "Recordad. Báijiu Cuatro de Junio. Reserva privada. 27 años. Prohibida su venta".

Al texto lo acompañaba un dibujo, una versión de la conocida fotografía del 'Hombre del Tanque' en la que tres carros de combate -cuyos cañones aparecen rematados por cámaras de vigilancia- se encuentran detenidos frente a una persona sentada en el suelo con un ordenador.

Según la acusación, los detenidos pretendían "promocionar el incidente del 4 de junio en Internet", algo inconcebible para el Gobierno de China, que trata siempre de echar tierra sobre aquellos acontecimientos que terminaron con centenares de vidas y no ha ofrecido compensaciones incondicionales o siquiera condolencias a las víctimas que han reunido el valor de reclamarlas.

El pasado 4 de abril, justo dos meses antes de que se cumplieran tres décadas desde que el Ejército chino se abriera paso por las calles de Pekín a punta de rifle, Chen Bing recibió su sentencia: tres años y medio entre rejas.

El destino de los otros tres compañeros no será de cárcel, pero sí de privación de una libertad de expresión de por sí bastante magra en el país asiático.

Según la organización defensora de los derechos humanos Amnistía Internacional, "a pesar de que Fu Hailu, Zhang Junyong y Lu Fuyu fueron condenados cada uno a tres años de cárcel, en suspenso durante cinco y cuatro años, respectivamente, serán silenciados a todos los efectos, en base a experiencias previas de activistas detenidos".

Sin embargo, las bebidas conmemorativas por el aniversario de la masacre de Tiananmen no se secaron con la sentencia de los activistas y la confiscación de los materiales. Mientras esto acontecía en la China continental y desde Hong Kong se seguía el proceso con impotencia, a Hang Tung Chow se le ocurrió una idea.

El vicepresidente de la Alianza de Hong Kong en Apoyo de los Movimientos Patrióticos Democráticos de China (HKA, por sus siglas en inglés) pensó que en la democrática Hong Kong podrían elaborar una cerveza que homenajeara a los sufridos activistas del 'báijiu'.

"En un inicio, queríamos cooperar con cervecerías comerciales para hacer algo de venta al público -cuenta Hang Tung a Efe- pero en cuanto desvelamos nuestra identidad o que estaba relacionado con el 4 de junio... bueno, dejaron de respondernos".

No fue una sorpresa, dada la creciente influencia que China ejerce sobre la excolonia británica.

Entonces, decidieron que harían unas cuantas botellas, 120, de un tercio de litro y que las repartirían de manera gratuita durante sus actos entre los asistentes.

"Tenemos dos sabores: 'Luz de Mayo' y 'Oscuridad de Junio'", explica el activista. La primera, cerveza rubia, está inspirada "en el movimiento democrático durante mayo de 1989 y la esperanza y luz que todos tenían entonces en mente, con un poco de turbiedad que significa que el futuro era un poco incierto".

La versión de junio, tostada, "es por supuesto una referencia a la represión del 4 de junio, y tiene un poco de pimienta de Sichuán y malta ahumada, más fuerte, y con algo de picante para hacer referencia a la masacre", ilustra Hang Tung.

La graduación alcohólica es del 5% en el caso de la primera y del 6,6% en la segunda. "No logramos que fuera exactamente del 6,4%", comenta medio en broma, en referencia a la fecha del fatídico día, el cuarto día del sexto mes del 89.

Sin embargo, en la HKA no quieren sólo recordar las muertes, cuya cifra real se desconoce.

"Claro que esa parte es importante", relata el vicepresidente de la organización, "pero Tiananmen también es el mayor movimiento democrático jamás acontecido en China, cómo la gente superó sus miedos y se alzó, así que queremos rendir homenaje a ambos aspectos de Tiananmen".

Etiquetas
Comentarios