Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

​Un sistema informático medirá a las masas en Shanghái para evitar estampidas

Combinará información de los teléfonos móviles, de cámaras de seguridad y de venta de entradas.

La ciudad china de Shanghái pondrá en marcha un sistema informático que combinará información de los teléfonos móviles, de cámaras de seguridad y de venta de entradas, para controlar los lugares de especial confluencia y evitar estampidas, informó hoy la prensa oficial.

El sistema es consecuencia de la avalancha humana que se produjo en el centro de la ciudad durante la celebración de la pasada Nochevieja, que costó la vida de 36 personas y dejó 49 heridos y que ha provocado el cese de 11 responsables gubernamentales y policiales locales.

El diario oficial "Shanghai Daily" da cuenta del anuncio que hizo, durante la apertura del pleno anual de la Asamblea Popular Municipal de Shanghái (Legislativo local), Zhu Zongxiao, responsable de la Comisión de Economía y Tecnología de la Información del Gobierno de la ciudad.

La intención es que este sistema permita desplegar al personal necesario y poner en marcha rápidamente un plan de gestión de grandes masas de personas si se dan aglomeraciones superiores a las esperadas en algún punto de la inmensa ciudad china, de más de 24 millones de personas.

La Comisión que encabeza Zhu (equivalente a una concejalía o un ministerio regional) está desarrollando este nuevo sistema en alianza con las autoridades locales de Telecomunicaciones, Turismo y Seguridad Pública.

Este tipo de recogida y análisis en tiempo real de grandes cantidades de información ("big data"), que incluirá la detección de las señales de los teléfonos móviles en la ciudad, debería ser una tecnología utilizada habitualmente para evitar tragedias como la estampida, dijo el diputado local Zhu Jianguo.

De hecho, el mismo sistema será utilizado para avisar a la población, a través de sus teléfonos móviles, de cualquier alerta necesaria ante posibles emergencias, como terremotos, incendios o cortes del suministro eléctrico.

La operadoras nacionales de telefonía China Mobile, China Unicom y China Telecom se reunirán, así, para preparar planes de acción conjuntos ante supuestos de emergencia, reveló por su parte la Administración de Comunicaciones de Shanghái.

De esta manera, cualquier usuario de un teléfono móvil en la ciudad podría recibir un mensaje de texto de alerta en los cinco primeros minutos desde que se detecte cualquier riesgo potencial.

Además, el Gobierno, según explicó su alcalde, Yang Xiong, obligará a crear planes de gestión de emergencia para todas las estaciones de metro, los aeropuertos, los puntos de interés turístico y los centros comerciales de la ciudad, así como a evaluar los riesgos de seguridad ante cualquier evento masivo excepcional.

"Nada tiene sentido sin (garantizar la) seguridad", afirmó Yang, que recordó que la estampida de Nochevieja "sacó a la luz las enormes fisuras y riesgos de la gestión de la seguridad de la ciudad, y tenemos que encontrarlos y solucionarlos uno por uno".

Etiquetas