Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

Tras la muerte del embajador en Libia

Obama: "Se hará justicia"

Un grupo de marines partieron de la Base Estadounidense de Rota para reforzar la seguridad en las instalaciones diplomáticas de EE.UU.

El presidente de Estados Unidos
Obama: "Se hará justicia"
EFE

El presidente de EE. UU., Barack Obama, aseguró que "se hará justicia" por la muerte del embajador estadounidense en Libia, Chris Stevens, y que su Gobierno trabajará con el de Trípoli para procesar a los culpables del ataque, en el que murieron otros tres norteamericanos.

"Trabajaremos con el Gobierno libio para llevar ante la Justicia a los asesinos que atacaron a nuestros diplomáticos", dijo Obama en una declaración efectuada desde la Casa Blanca junto a la secretaria de Estado, Hillary Clinton.

"Que no haya lugar a dudas: se hará justicia", añadió el mandatario, quien condenó "en los términos más fuertes posibles" el "indignante y horrible" ataque al consulado de Bengasi, que costó la vida a Stevens y a otros tres estadounidenses de la legación, entre ellos el diplomático Sean Smith, encargado de Información.

Refiriéndose al motivo de los ataques, un vídeo de un productor independiente californiano que se mofa de la fe musulmana, Obama subrayó que Estados Unidos "es un país que respeta todas las creencias religiosas y rechaza todos los intentos de denigrar las de otros".

"Pero no hay absolutamente ninguna justificación para este tipo de violencia sin sentido. Ninguna", subrayó. "El mundo debe unirse en la condena de estos ataques".

El presidente subrayó que "ningún acto de terror" hará que Estados Unidos "se rinda en su compromiso con la justicia".

Asimismo, calificó de "ejemplo" a Stevens, el primer embajador estadounidense que muere en su puesto desde 1979, que falleció "en la ciudad que ayudó a salvar" durante las revueltas populares contra el fallecido dictador Muamar el Gadafi.

"Cuando el régimen de Gadafi cayó, él trabajó sin descanso para apoyar esta joven democracia", afirmó Obama, que subrayó su "valentía" y la defensa que él y los otros tres funcionarios diplomáticos fallecidos hicieron de "la libertad y la dignidad".

Etiquetas