Despliega el menú
Economía

DIÁLOGO SOCIAL

Salgado acusa a la patronal de que sus planteamientos "han hecho imposible el pacto social"

El Gobierno quiere dejar claro que han sido los empresarios los que han impedido alcanzar un pacto social antes del verano. La vicepresidenta segunda y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, ha asegurado que "la actitud y los planteamientos de la CEOE han hecho imposible el pacto social", y ha afirmado que en estos momentos "no es necesaria" una reforma laboral. Las medidas que han propuesto los empresarios son contrarias al Pacto de Toledo, según ha dicho la ministra, que ha afirmado que España volverá a tener en 2012 el nivel de riqueza que en 2007, con un crecimiento del PIB del 2,7 por ciento, y que no se alcanzarán los cinco millones de parados.

En una entrevista concedida al diario Público, Salgado ha subrayado que la medida que propone la organización presidida por Gerardo Díaz Ferrán de rebajar cinco puntos las cotizaciones sociales "es un ataque frontal al Pacto de Toledo", por lo que asegura tener una "sensación de cierta incomprensión" sobre la dinámica que ha llevado la CEOE en la negociación, "especialmente en las últimas semanas".

"La patronal debe darse cuenta de que los españoles tenemos un activo que se llama Pacto de Toledo, que protege nuestro sistema de pensiones", ha indicado Salgado, que ha señalado que la CEOE "no le da el mismo valor al diálogo social que le damos desde el Gobierno, y no parece darse cuenta de que son los trabajadores los que más están sufriendo esta situación de crisis".

Tras señalar que un acuerdo en el diálogo social "hubiera dado confianza al conjunto de la sociedad", ha anunciado que al no haber pacto el Ejecutivo tomará las decisiones "que entienda que son las adecuadas para favorecer la recuperación económica y evitar la destrucción de empleo". "Y, por supuesto, las medidas necesarias para hacer frente a la situación de las personas que más sufren esta crisis, los trabajadores desempleados", ha dicho.

Salgado ha reconocido que el mayor gasto en protección social obligará al Gobierno a "mayores esfuerzos de austeridad en otros ámbitos", y en su opinión no es necesaria la reforma laboral, "al menos en tanto en cuanto esté asociada, como ocurre ahora, a determinadas propuestas de nuevos contratos y mayores facilidades de despido".

Crecimiento negativo

En cuanto a la situación actual de la actividad económica, la ministra ha afirmado que actualmente estamos en una fase de desaceleración de las tendencias negativas. "Seguimos cayendo y vamos a tener todavía unos trimestres de crecimiento económico negativo", ha reconocido Salgado, que ha anunciado que a mediados de 2010 el país estará en tasas positivas de crecimiento del PIB y hacia 2012 España volverá "a tener los niveles de riqueza que había en 2007, con el PIB creciendo a ritmos del 2,7 por ciento.

En cuanto al empleo, pese a señalar que "también veremos una desaceleración de la destrucción de empleo y del aumento del paro", ha señalado que la previsión del Gobierno es que el desempleo "va a seguir creciendo un tiempo, aunque a tasas y ritmos menores", y advierte de que el empleo "es un indicador retrasado que refleja más tarde las mejoras en la situación económica".

Según ha dicho en 2010 España tendrá una tasa de paro "superior a la de 2009", pero no cree que se llegue a los cinco millones de parados, "aunque previsiblemente durante todo el año próximo "estaremos por encima de los cuatro millones", ha señalado.

La vicepresidenta segunda ha afirmado que "hoy por hoy" no está "en absoluto" en las previsiones del Ejecutivo una subida del IVA, porque aunque son conscientes de que el tipo medio de IVA en España está por debajo de la media europea, hay una situación de debilidad en el consumo y, por tanto, es necesario hacer una evaluación "muy precisa de las consecuencias de una medida como esa"

Etiquetas