Despliega el menú
Economía

REINO UNIDO

Reino Unido pide que la UE amplíe la suspensión del impuesto a los cereales para paliar la crisis de los alimentos

Todos los ministros de Economía se reunirán en Bruselas el próximo miércoles para debatir, entre otros asuntos, la subida del precio de los alimentos y la energía en todo el mundo.

El ministro de Economía de Reino Unido, Alistair Darling, pide a la UE que amplíe la suspensión del impuesto a la importación de cereales y que reconsidere su política respecto a los hidrocarburos ecológicos para frenar el crecimiento del precio de los alimentos en el bloque de 27.

En una carta a sus homólogos, Darling dice que la UE debe asegurarse de que sus políticas no están aumentando el precio de la comida de manera innecesaria. Todos los ministros de Economía se reunirán en Bruselas el próximo miércoles para debatir, entre otros asuntos, la subida del precio de los alimentos y la energía en todo el mundo. Darling escribió que "la UE tiene una clara responsabilidad de jugar un papel protagonista en los esfuerzos colectivos de la comunidad internacional para evitar las consecuencias del aumento del precio de los alimentos reduciendo las causas". Añadió que "es inaceptable que en esta época de inflación la UE continué aplicando tarifas muy altas sobre la materia prima agrícola".

En diciembre del pasado año, la UE aceptó reducir temporalmente los impuestos sobre este tipo de alimentos, a excepción de la avena, el alforfón y el mijo, en respuesta al escaso suministro y a la subida del precio. Por eso, Darling pide ahora que la suspensión de las tarifas se amplíe y sugiere que se aplique también a otras materias primas agrícolas.

Además, pidió que se ponga fin a los pagos directos a los granjeros de la UE y a la retirada paulatina de todos los elementos de la Política Común de Agricultura, que están diseñados para mantener los precios de la agricultura en la región por encima de los niveles del mercado mundial. Darling opina que "las barreras y las distorsiones al mercado global de los alimentos aumenta la volatilidad y sofoca los incentivos para aumentar el suministro y satisfacer la demanda".

La actual situación ha provocado el descontento político en Europa. El precio del trigo ha subido un 150 por ciento en los dos últimos años, fundamentalmente por el clima seco en las zonas de mayor producción, la competencia de los hidrocarburos ecológicos y la creciente demanda desde Asia.

En noviembre, Reino Unido creó una agencia gubernamental, encabezada por Ed Gallagher, ex jefe de la Agencia para el medio Ambiente, para controlar el uso de los hidrocarburos ecológicos. Gallagher publicará sus hallazgos momentáneos para finales de este mes.

Etiquetas