Despliega el menú
Economía
Suscríbete

AEROLÍNEAS

Iberia empieza 2009 con cancelaciones y largos retrasos en todos sus vuelos

Iberia empezó el año de la peor manera posible, al registrar este viernes 18 cancelaciones de vuelos que tenían Madrid como origen o destino y retrasos de entre hora y media y dos horas en todas sus operaciones. Un portavoz de la aerolínea atribuyó esas incidencias a la huelga de celo que los pilotos llevan a cabo desde comienzos de diciembre, a la que se sumó la baja médica de siete controladores aéreos que obligó a reducir la capacidad del aeropuerto de Barajas.

Las fuentes consultadas explicaron que algunos retrasos fueron "monstruosos" y superaron las tres horas. Por ejemplo, un vuelo Madrid-Berlín que poco antes de las ocho de la tarde registraba una demora de tres horas y cincuenta minutos. Algo parecido ocurrió con un Madrid-Pamplona, que a esa hora acumulaba un retraso de tres horas y diez minutos. Iberia admitió que las incidencias, originadas en Madrid, terminaron por afectar a la práctica totalidad de las 738 operaciones que había programado para este viernes en toda su red, incluidos algunos vuelos intercontinentales.

La compañía aérea lamentó que estas demoras le causan "un daño incalculable" económico y en términos "de imagen" ante sus pasajeros. Desde que se generalizaron las incidencias, la empresa ha gastado dos millones de euros en contratar unos 150 aviones de otras compañías para poder trasladar a los clientes afectados, a quienes en muchos casos ha tenido que alojar en hoteles y pagar comidas. La puntualidad de la empresa en diciembre fue del 35%, frente al 80% del mismo mes de 2007.

Iberia culpa "sin ningún género de dudas" de esta situación a la huelga de celo impulsada por el sindicato de pilotos Sepla en coincidencia con la ruptura de las negociaciones para renovar su convenio colectivo. Los pilotos, por su parte, acusan a la aerolínea de no disponer de personal suficiente para afrontar el período navideño.

Etiquetas