Despliega el menú
Economía
Suscríbete

TRANSPORTE

Iberia calcula que perdió entre 13 y 15 millones por el plante de los controladores

El 85,4% de los trabajadores aceptaron ayer someter a arbitraje los puntos de desacuerdo con Aena.

Iberia calcula que el cierre del espacio aéreo el pasado mes de diciembre supuso para la aerolínea unas pérdidas de entre 13 y 15 millones de euros, según estima la compañía en el folleto de emisión de su fusión con British remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La aerolínea justifica esta estimación por "las masivas cancelaciones de vuelos", los reembolsos y la reubicación de pasajeros en los medios de transporte alternativos, además de la atención de viajeros en los aeropuertos.

"Entre los días 3 y 6 de diciembre de 2010 los controladores aéreos españoles llevaron a cabo acciones que provocaron el cierre del espacio aéreo español, provocando graves pérdidas en las compañías aéreas", señala Iberia, que todavía no ha publicado su estadística de tráfico correspondiente al último mes del año.

Las compañías aéreas españolas van a reclamar alrededor de 100 millones de euros a Aena por las pérdidas ocasionadas al sector tras meses de conflictividad con los controladores aéreos, que culminaron con el cierre del espacio aéreo, en pleno puente de la Constitución, según anunció la Asociación de Compañías Españolas de Transporte Aéreo (Aceta), a la que pertenece Iberia.

Negociación del convenio

Por otra parte, el 85,4% de los controladores dio ayer su respaldo al preacuerdo alcanzado entre AENA y USCA, sindicato mayoritario que agrupa al 97% de los 2.400 controladores del ente público, según el cual se comprometen a someter aquellos aspectos en los que no logren un consenso a un árbitro que será designado por ambas partes antes del día 12 de enero.

Del total de controladores que acudieron a votar fuera de los centros de trabajo, al estar militarizados, un total del 85,4% se mostraron a favor del arbitraje a pesar, recalca USCA en un comunicado, "del malestar que ha generado en el colectivo" la información publicada en un medio de comunicación según la cual los miembros del sindicato están siendo espiados ilegalmente por el Centro Nacional de Inteligencia (CNI).

Etiquetas