Despliega el menú
Economía
Suscríbete

TURISMO

El turismo despega tras dos años de descensos

Según ha informado el ministerio de Fomento, en 2010 aumentaron el número de visitantes extranjeros y el número de pernoctaciones hoteleras.

El turismo ha entrado en la senda de la recuperación y, tras dos años consecutivos de descensos, la llegada de turistas extranjeros a España y las pernoctaciones hoteleras, otro de los principales indicadores de la salud del sector, se incrementaron en 2010 respecto al ejercicio anterior.

España recibió el pasado año 52,6 millones de turistas extranjeros, un 1% más que en 2009, según los datos de la encuesta de Movimientos Turísticos en Fronteras (Frontur), difundidos por Industria.

Las pernoctaciones en establecimientos hoteleros, por su parte, alcanzaron los 268 millones en 2010, el 5,9% más que el año anterior, cuando registraron una caída interanual del 6,5%.

Los turistas extranjeros contribuyeron más a este aumento, al elevar un 8,1% sus pernoctaciones frente al 2009, lo que supone una tasa superior en 17,7 puntos a la registrada el año anterior, mientras que los españoles aumentaron las suyas un 2,9%, 6,2 puntos más.

Esta positiva evolución del sector ha permitido que en 2010 el turismo gane peso en el PIB por primera vez en diez años.

La encuesta de Coyuntura Turística Hotelera, publicada por el Instituto Nacional de Estadística (INE) indica, asimismo, que los precios hoteleros ralentizaron su caída en 2010, al reducirse un 1,9%, frente a un desplome del 5,6 % sufrido en 2009.

Aunque en 2008, los precios hoteleros aún tuvieron una subida, del 1,1%, ésta fue en 1,5 puntos porcentuales inferior a la del año precedente, debido a los primeros síntomas de debilidad de la demanda y, como consecuencia, un descenso del 1,2 % en el número de estancias en hoteles aquel año.

El ministerio de Industria explicó que las previsiones para 2010 auguraban una nueva caída del turismo, pero el sector "ha roto los pronósticos de apenas hace seis meses y ha cerrado el año con cifras positivas" y el primer crecimiento positivo anual desde 2007.

Después de una primera mitad de año en el que la llegada de turistas se vio aún afectada por la crisis y factores externos como la erupción del volcán islandés Eyjafjalla, el sector experimentó una recuperación en el segundo semestre del ejercicio.

Los siete meses consecutivos de aumentos en la llegada de turistas en 2010 se vieron cortados en diciembre, con un descenso interanual del 4,6%, por las condiciones meteorológicas adversas en varios países europeos y el cierre del espacio aéreo español durante un día provocado por el conflicto de los controladores.

En cambio, las pernoctaciones siguieron su evolución positiva también en diciembre, con un aumento interanual del 3,6%, al que contribuyeron tanto los españoles, un 3,9%, como los extranjeros, un 3,3%.

La mejora de la llegada de turistas extranjeros se debe al tirón de los mercados francés, nórdico e italiano, ya que los dos principales emisores de turistas hacia España, Reino Unido y Alemania, tuvieron un comportamiento negativo, del 6,5% y del 1,4%, respectivamente.

No obstante, se mantuvieron como los primeros países emisores de turistas con 12,5 millones y 8,8 millones, sumando una cuota superior al 50%, además de haber mejorado sus pernoctaciones un 4,9% y un 3,7%, cada uno.

En cuanto al resto de países, destacó una vez más el crecimiento de turistas procedentes de Francia, que ya es el tercer mercado emisor hacia España, un 2,3%; Italia, un 9,4%; Holanda, un 9,3%; Países Nórdicos, un 7,2%: Suiza, un 2,6%, y Bélgica, un 1,7%.

Sus respectivas pernoctaciones también crecieron significativamente, un 9,6% y un 13,3%, en caso del mercado galo y el italiano.

Industria consideró "relevante" la diversificación de los mercados emisores, lo que suaviza el eventual impacto de factores extraordinarios que afecten a un país o zona en concreto.

Las cuatro primeras comunidades en llegadas de turistas extranjeros fueron Cataluña, Baleares, Canarias y Andalucía y también lo fueron en pernoctaciones, aunque en un orden diferente, con los archipiélagos a la cabeza.

Etiquetas