Despliega el menú
Economía
Suscríbete

BOLSA

El petróleo Brent supera los 100 dólares por el temor a la crisis egipcia

El mercado del petróleo de Londres y Nueva York sigue con nerviosismo la crisis en Egipto. Los inversores temen que los disturbios en Oriente Medio puedan tener un impacto negativo en el suministro mundial de crudo.

El petróleo Brent superó los 100 dólares por barril en el mercado de futuros de Londres por el temor de los inversores al impacto en el suministro de la revuelta popular en Egipto y otros países árabes. El crudo Brent, de referencia en Europa, se situó en 100,25 dólares en el International Exchange futures (ICE) londinense a las 16:34 GMT, 0,83 dólares más que al cierre del pasado viernes, cuando se situó en 99,42 dólares.

El petróleo del mar del Norte no alcanzaba los 100 dólares desde octubre del 2008, justo antes del estallido de la crisis financiera internacional. Tras marcar ese pico, el precio del barril moderó su ascenso y se situó en 99,96 dólares, en una sesión marcada por los altibajos con una cotización mínima de 98,50 dólares.

En los últimos días, el mercado del petróleo tanto en Londres como en Nueva York sigue con nerviosismo la crisis en Egipto, que sucedió a la ocurrida en Túnez y que se extendió también a Yemen. Los inversores temen que una situación de disturbios en Oriente Medio pueda tener un impacto negativo en el suministro mundial de crudo, lo que podría causar una escasez ante el nivel de demanda.

Dado que aún no se producido esa temida interrupción del suministro -según los analistas, los fundamentos del mercado se mantienen estables-, algunos inversores invierten en materias primas como el oro o el petróleo o en divisas como el dólar como refugio ante la incertidumbre geopolítica.

En las últimas semanas, el precio del Brent ha mantenido una tendencia al alza debido a factores como la percepción de los inversores de que habrá escasez de suministro a largo plazo ante la creciente demanda de economías emergentes como China e India, según indicó Roy Jordan, especialista de la consultora EMC Energy.

Además de la crisis política en los países árabes, impulsa el precio del crudo «la perspectiva de una mejora de la economía a partir de las medidas de estímulo aplicadas por algunos gobiernos», que hace prever un aumento de la demanda, afirma el analista. También contribuye a encarecer el petróleo la ola de frío que azota al hemisferio norte este invierno, que eleva la necesidad de energía.

Pese a todo, Jordan, como otros analistas, opina que el precio del petróleo está sobrevalorado, ya que los fundamentos del mercado -capacidad de producción, refinado y distribución- están «estables». «La prueba de que el petróleo está sobrevalorado (por la especulación de los inversores) es que el precio del crudo es proporcionalmente mucho más alto que el del producto refinado», señala.

Por otra parte, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) ha indicado que de momento no tiene intención de aumentar su producción, al considerar que el precio del crudo no es coherente con la situación real del mercado.

Pese a la escalada actual, los analistas no creen que el barril de Brent vuelva al precio récord que alcanzó el 11 de julio del 2008, cuando cotizó a 147,50 dólares.

Etiquetas