Despliega el menú
Economía
Suscríbete

Crisis económica

El BCE prevé un otoño de "modesto" crecimiento e inflación "moderada"

Trichet relacionó la lentitud de la recuperación con la fragilidad presupuestaria que existe en "un gran número de países" dentro y fuera de la Unión Europea.

El presidente del BCE, Jean Claude Trichet.
La banca europea se juega su futuro
BORIS ROESSLER/AFP

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean-Claude Trichet, previó este lunes un crecimiento "modesto" y una inflación "moderada" para este otoño, que en la Eurozona estará marcado por la negociación final del segundo rescate a Grecia.

Esa ralentización se traduciría en un nuevo crecimiento discreto en los próximos datos del Producto Interior Bruto (PIB) que deben darse a conocer en octubre, siguiendo la estela de los del segundo trimestre (un 0,2% en la zona euro), y tras haber registrado una mejora del 0,8% en los esperanzadores primeros tres meses de 2011.

Trichet relacionó la lentitud de la recuperación con la fragilidad presupuestaria que existe en "un gran número de países" dentro y fuera de la Unión Europea (UE), en clara referencia al momento económico que vive Estados Unidos, así como a las "turbulencias" que se registran en los mercados financieros.

Los máximos mandatarios de la Eurozona han coincidido en urgir a los líderes de los países del euro a poner en marcha rápidamente las medidas que aprobaron el pasado 21 de julio para salvaguardar la estabilidad financiera, es decir, cerrar de una vez por todas los flecos del segundo rescate a Grecia.

Y es que el comisario europeo de Economía, Olli Rehn, se ha declarado "gravemente preocupado" por que las turbulencias provocadas por la fragilidad de una economía que incluso es capaz de afectar a la calificación crediticia de EEUU para que contagie a la economía real, más allá de llevar de cabeza a los mercados.

Por otro lado, en su primera conferencia tras el parón veraniego, el rostro más visible del BCE defendió la compra de títulos de deuda española e italiana este verano y la legalidad de la misma.

Para Trichet, la adquisición de bonos soberanos que el BCE realizó a principios de agosto no viola la prohibición de los tratados, que impiden la compra "directa" de aquellos, puesto que lo ha hecho "en el mercado secundario".

También dejó claro que ello no exime a los países en dificultades de garantizar "el respeto estricto de la disciplina presupuestaria".

En este sentido, el comisario europeo destacó que "varios estados miembros han tomado decisiones significativas, especialmente reformas fiscales", si bien añadió que "se necesitan urgentemente más medidas estructurales eficaces con un impacto substancial a la hora de impulsar un crecimiento sostenible".

Liquidez en los bancos

La cúpula de la Eurozona aprovechó su intervención ante la Eurocámara para defender la liquidez del sistema bancario comunitario, frente a la supuesta necesidad de recapitalización que sería necesaria según el Fondo Monetario Internacional (FMI).

"No puede haber problema de liquidez en bancos europeos", señaló Trichet en respuesta a las declaraciones de la directora gerente del FMI, Christine Lagarde, quien afirmó en EEUU que los bancos del continente debían ser recapitalizados "con urgencia".

Respecto el pacto que negocian Finlandia y Grecia para que éste último asegure el préstamo de Helsinki en el segundo rescate a Atenas, resaltó el recelo mostrado abiertamente tanto por el presidente del Eurogrupo, Jean-Claude Juncker, como por el comisario Rehn.

"No me gustan los acuerdos bilaterales entre distintos estados miembros", indicó el luxemburgués Juncker, quien espera "un acuerdo que contente a todos".

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, ausente este lunes en la sesión extraordinaria en la Eurocámara, se reunirá mañana con Juncker en un desayuno informal en el que analizarán la situación de la Eurozona y las negociaciones sobre el segundo rescate griego.

Etiquetas