Economía
Suscríbete por 1€

trabajo

Los países de la UE deben aplicar desde este lunes condiciones laborales más transparentes

La CE también recordó que este martes vencerá también el plazo para que los Estados miembros traspongan a sus legislaciones nacionales las normas comunitarias para mejorar la conciliación acordadas en 2019.

Un camarero atiende una mesa en una de las terrazas de la plaza de España, este jueves en Zaragoza.
Un camarero atiende una mesa en una de las terrazas de la plaza de España.
Oliver Duch

Los 27 Estados miembros de la Unión Europea (UE) deben aplicar desde este lunes la directiva comunitaria sobre unas condiciones laborales transparentes y previsibles, al cumplirse el plazo que tenían los países para adaptar sus legislaciones nacionales a esta normativa europea.

Esa directiva, acordada en 2019, ofrece una protección y unos derechos laborales más amplios y actualizados a los 182 millones de trabajadores de la UE, recordó la Comisión Europea (CE) en un comunicado.

“Las personas tienen derecho a disponer de una información más completa sobre las condiciones de su empleo y de una mayor previsibilidad en su vida cotidiana. Las nuevas normas contribuirán a garantizar puestos de trabajo de calidad y asegurarán la estabilidad de los trabajadores, permitiéndoles planificar sus vidas”, afirmó el comisario de Empleo y Derechos Sociales, Nicolas Schmit.

Gracias a la directiva europea, todos los trabajadores de la Unión tendrán derecho a una información más completa sobre los aspectos esenciales de su trabajo, que deberán recibir a su debido tiempo y por escrito.

También a la limitación de la duración de los períodos de prueba a seis meses al comienzo del empleo, a poder aceptar otro puesto de trabajo en otra empresa (cualquier restricción a ello debería ser justificada argumentos objetivos) o a ser informado con “razonable antelación” de cuándo deberá realizarse el trabajo, especialmente en el caso de los trabajadores con horarios laborales imprevisibles y trabajo según demanda.

Igualmente, tendrán derecho a unas medidas eficaces que eviten el abuso del trabajo con contratos de cero horas, a recibir una respuesta por escrito a su solicitud de ser trasladados a un puesto más seguro o a recibir formación obligatoria gratuita relacionada con el puesto de trabajo cuando el empleador tenga la obligación de proporcionarla.

Bruselas calcula que entre dos y tres millones de trabajadores con formas de empleo “precarias y atípicas”, incluidos el trabajo a tiempo parcial, temporal o según demanda, disfrutarán ahora de derechos en cuanto a la información sobre sus condiciones de empleo y una nueva protección, como el derecho a una mayor previsibilidad de su tiempo de trabajo.

Los Estados miembros están obligados a transponer la directiva a su derecho nacional este lunes a más tardar. La Comisión evaluará la integridad y la conformidad de las medidas nacionales notificadas por cada Estado miembro y tomará medidas en caso necesario.

La CE también recordó que mañana martes vencerá también el plazo para que los Estados miembros traspongan a sus legislaciones nacionales las normas comunitarias para mejorar la conciliación de la vida familiar y profesional de los progenitores y cuidadores, acordadas en 2019. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión