Economía
Suscríbete por 1€

crisis de suministros y precios de la energía

Transportistas, industrias y agricultores ven "insuficiente" la bonificación del combustible

La Plataforma y Tradime mantienen los paros a la espera de conocer detalles del plan del Gobierno. La FEMZ considera "ridícula" la rebaja anunciada.

Un grupo de transportistas, antes de iniciar una protesta este lunes en Zaragoza.
Un grupo de transportistas, antes de iniciar una protesta este lunes en Zaragoza.
Toni Galán

El anuncio de las líneas generales del Plan de Choque que prepara el Gobierno de Pedro Sánchez para paliar los efectos de la invasión rusa de Ucrania, que incluyen la bonificación de 20 céntimos por litro de combustible, no ha conseguido tranquilizar ni a los pequeños transportistas -que mantienen sus paros-, ni a la industria, ni a agricultores y ganaderos. La falta de concreción del plan, que será aprobado en el Consejo de Ministros de este martes, y la dilatación en la aplicación de las medidas contrastan con la "complicada" situación de actividades económicas muy afectadas por la subida de los precios de los carburantes y de la crisis de suministro de mercancías.

Representantes de los sectores que se han visto más sacudidos en Aragón por las consecuencias del encarecimiento inusitado de la energía insistieron en calificar ayer como "insuficientes" la bonificación del combustible y otras medidas aún por detallar -cuyo valor es de 16.000 millones de euros: 6.000 en ayudas directas y rebaja de impuestos y 10.000 en créditos ICO para las empresas- y aseguraron que su situación actual está "al límite", con recortes de actividad que están generando cuantiosas pérdidas económicas.

Los portavoces de los pequeños transportistas aglutinados por la Plataforma en Defensa del Transporte por Carretera y por la Asociación de Transportes Discrecionales de Mercancías de Aragón (Tradime) insistieron en destacar que sus reivindicaciones siguen sin ser atendidas y por ello indicaron que mantienen sus respectivas convocatorias de paro. Entre los primeros, de alcance nacional, porque "no estamos de acuerdo con lo que siguen ofreciendo", según señaló Emilio Seco, portavoz de la Plataforma en Aragón, y en el caso de Tradime porque no depondrán su protesta, tal y como se decidió en una ajustada votación de su asamblea el pasado sábado, «hasta que no veamos un paquete con puntos concretos», explicó José Antonio Moliner, presidente de la organización. "La rebaja del gasoil no nos vale para nada porque han bajado 20 céntimos, pero ha subido 12 y mañana se prevé que va a subir otra vez", precisó Seco.

En el ámbito industrial, Javier Ferrer Dufol, presidente de la Federación de Empresarios del Metal de Zaragoza (FEMZ), calificó la rebaja de 20 céntimos por litro de combustible anunciada por Pedro Sánchez como "una ridiculez", mientras insistía en que lo que tiene que hacer el Gobierno es "bajar impuestos". "La situación se está agravando, y no justificamos la huelga, pero entendemos el descontento de los sectores afectados y de la gente en general porque se está tardando mucho en tomar medidas efectivas". En las patronales en las que participa, entre ellas CEOE en el ámbito nacional y CEOE Aragón, hay muchos nervios y preocupación porque «se está perdiendo mucho dinero», aseguró. "Esto está afectando a todos los sectores, a la industria, al transporte, al campo, a los autónomos...", denunció. "No podemos permitir que pase una semana más sin soluciones», incidió Ferrer. "¿Por qué no se han tomado decisiones desde hace un mes?», se preguntó asimismo en tono crítico.

"Más concreción"

El sector agrario mantuvo ayer la cautela al poner calificativos a las medidas anunciadas por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, hasta que se detallen hoy tras el Consejo de Ministros. "Ya tenemos demasiada incertidumbre, lo que queremos y necesitamos es concreción porque estamos viviendo toda una vorágine de dificultades y sensaciones", afirmó con contundencia Fernando Luna, presidente de Asaja en Aragón.

A la espera de las explicaciones de Sánchez está también el secretario general de UAGA, José María Alcubierre, que insistió en que ya sean las ayudas europeas como las españolas (Sánchez ha anunciado 362 millones para agricultores y ganaderos) tienen que dar prioridad a los profesionales, a los que viven exclusivamente del campo.

En UPA Aragón reconocen que todas las medidas -aunque sean 20 céntimos- son bienvenidas, pero, como señaló su secretario general, José Manuel Roche, "donde hay que meter mano es en las prácticas abusivas de las petroleras". Para Roche, no se puede entender que en 2008 cuando el barril de Brent alcanzó los 140 euros, los agricultores pagaban su gasóleo bonificado a menos de un euro y que ahora a 110 euros el barril el costes de este mismo carburante supere los 1,55 euros. El presidente de Araga, Jorge Valero, aseguró que la rebaja del precio del carburante es "rídicula" y afirmó que 362 millones para todo el sector español es "muy insuficiente".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión