Despliega el menú
Economía

Vivienda

Un tercio de las viviendas que se compran en Aragón se pagan en efectivo

Las dificultades para acceder al mercado de alquiler impulsan la compraventa de viviendas aunque el número de transacciones y la evolución de los precios muestra un comportamiento “muy razonable” en la Comunidad.

ALQUILER Y VENTA DE VIVIENDAS ( ZARAGOZA ) / 30/03/2019 / FOTO : OLIVER DUCH [[[FOTOGRAFOS]]]
Dos personas miran la oferta de vivienda expuesta en el escaparate de una inmobiliaria.
Oliver Duch

El número total de hipotecas formalizadas en un año (a febrero de 2019) en Aragón se eleva a 9.222, pero en ese mismo periodo se adquirieron 13.495 inmuebles, lo que significa que un tercio de las adquisiciones se pagaron en efectivo, sin necesidad de utilizar la financiación bancaria. Es uno de los numerosos datos que recoge el último informe de Miaragon.es relativo al primer trimestre de 2019, presentado hoy jueves en Zaragoza por Luis Fabra, director de Gamerin, grupo de Análisis del Mercado Inmobiliario de la Universidad de Zaragoza que elabora el informe, y Fernando Baena, presidente del Colegio Oficial de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria de Aragón (Coapi), en que el se evidencia que “el mercado inmobiliario aragonés muestra signos de “gran racionalidad” tanto en la compraventa de viviendas, como en la evolución de los precios e incluso en los niveles de endeudamiento para acceder a la vivienda.

“Estábamos expectantes”, ha señalado Fabra. Y es que el último trimestre de 2018 el mercado inmobiliario mostró en Aragón signos de ralentización. Sin embargo, las cifras de los tres primeros meses del actual ejercicio “han sido mejor de lo esperado”. La compraventa de vivienda consolida su crecimiento. En el primer trimestre se han realizado 3.455 operaciones, lo que supone un incremento trimestral del 10,35%, un porcentaje que se contiene en un 2,37% en la comparación interanual. En esta evolución cobra protagonismo la vivienda nueva, con un crecimiento del 28,38% respecto al trimestre anterior y del 22,96% si se compara con el mismo periodo del año anterior, mientras que la venta de inmuebles usados comienza a mostrar “signos de agotamiento”, porque aunque crece trimestralmente (6,51%), muestra un porcentaje interanual negativo (-1,86%).

Zaragoza es la capital con datos “menos positivos”, porque, como ha señalado Fabra, aunque el número de transacción continúa al alza si se compara con el trimestre anterior, la variación interanual evidencia ya “cierto agotamiento de la tendencia alcista”. Una situación inexistente todavía en Huesca y Teruel, donde el número de operaciones de compraventa crecen a dos dígitos respecto al mismo periodo del año anterior (12% y 19,75% respectivamente).

En esta situación tienen mucho que ver los precios, en cuya evolución Aragón también mantiene un comportamiento muy racional. Ha subido el coste, sí, pero lo ha hecho con la mesura necesaria. “Siempre digo que es bueno cierto incremento de precios, siempre que este no sea excesivo porque si no se expulsa a mucha gente del mercado”, ha destacado Fabra. Y eso es lo que ha hecho el mercado inmobiliario de la Comunidad, con encarecimientos de la vivienda que se sitúan bien por debajo del 1% y sin alcanzar el 3%. “El mercado es muy sensible a los precios”, ha detallado el director de Gemerin, que ha explicado que precisamente la tendencia más alcista de los costes de la vivienda en Zaragoza explican la ralentización del crecimiento de las ventas.

Hipotecas

El mercado hipotecario también ha contribuido a poner racionalidad a este escenario. A diferencia de lo que ocurre en el conjunto nacional, Aragón es una comunidad con “parámetros muy saludables de financiación hipotecaria”, en el que todavía no se evidencian síntomas de apalancamiento, en el que el importe medio de la vivienda no alcanza lo 99.000 euros y en el que los nuevos hipotecados siguen confiando todavía más en los tipos variables (aunque el porcentaje va a la baja) pero comienzan a decantarse cada vez más por los tipos fijos. “Es también un factor diferencial aragonés” los “sanos” niveles de accesibilidad que presenta el mercado inmobiliario, en el que la cuota media hipotecaria mensual se sitúa en 457,64 euros, lo que representa el 25,17% del salario personal del endeudado.

Un cambio destacado en el informe realizado por Gamerin es la superficie de las viviendas adquiridas durante el primer trimestre. Los compradores prefieren casas de mayor tamaño (104,34 metros cuadrados) cuando compran una vivienda libre de nueva construcción. “Se vende producto de más calidad, con mejores localizaciones y servicios a la carta”, ha destacado Fabra. Sin embargo, aquellos que adquieren una vivienda usada optan por una menor tamaño que en años anteriores. Así, en el primer trimestre del año la superficie media de los inmuebles de segunda mano adquiridos en Aragón era de unos 90 metros cuadrados, e incluso aquellas que tienen entre 40 y 60 metros cuadrados con las que experimentan el mayor incremento de las ventas “Tienen más éxito las viviendas de menor superficie y bajo importe”, ha explicado Fabra, que ha señalado a los precios del alquiler y a las dificultades que la normativa ha añadido a este mercado como uno de los factores que está impulsando esta situación.

Etiquetas
Comentarios