Despliega el menú
Economía

Una firma aragonesa realiza los sondeos para el futuro túnel bajo la ría de Bilbao

La empresa Ensaya ultima la investigación para que se decida el trazado entre Getxo y Portugalete.

La plataforma perforadora de Ensaya en la ría de Bilbao.
La plataforma perforadora de Ensaya en la ría de Bilbao.
Ensaya

Identificar los materiales del subsuelo y su posición, la estructura geológica del terreno, la existencia de fallas y las características de la roca. Este es el trabajo que ha realizado durante dos meses en la ría de Bilbao la empresa aragonesa Ensaya, elegida por la UTE Sener-Euskontrol con el objetivo final de decidir el trazado más adecuado para el túnel bajo el agua que unirá Getxo y Portugalete, la obra más importante en este siglo en Vizcaya, con un presupuesto de 300 millones de euros, destaca Javier Prats, gerente de Ensaya Laboratorio de Ensayos Técnicos.

"Vamos a terminar los siete sondeos a una profundidad de entre 50 y 60 metros la próxima semana. Llevamos trabajando allí desde el Pilar. Se ha hecho un estudio longitudinal aguas arriba y aguas abajo de la ría. Antes tuvimos que solicitar bastantes permisos para meter la pontona o plataforma perforadora de 50 toneladas", explica el directivo. "Hemos trasladado allí unas 3 personas de nuestro equipo que junto a 2 de Euskontrol han acometido todo el trabajo de campo. Lo más complicado ha sido el traslado de la pontona en cuatro módulos enormes desde Zaragoza y su montaje posterior allí con grúas de 300 toneladas. La semana que viene nos la traen ya de vuelta a Cuarte", dice.

De esta enorme máquina o plataforma solo existen dos ejemplares en España, una en Galicia y otra en Gerona, recuerda el gerente de Ensaya, que recuerda que antes de la crisis la alquilaban a una empresa holandesa pero que a raíz de uno de los proyectos que les encargaron, de ampliación de uno de los muelles del puerto de Barcelona, decidieron comprarla. "Este año hemos movido mucho la pontona. Ha estado 4 meses en la dársena del puerto de Cartagena donde se está construyendo el nuevo submarino de la Armada española, antes estuvo destinada a los sondeos para la ampliación del puerto de Melilla y de ahí ha viajado a Bilbao", indica este ingeniero de caminos. Los sondeos realizados por Ensaya forman parte del estudio de viabilidad contratado por la Diputación Foral de Vizcaya, como paso previo a la elaboración del proyecto constructivo del túnel bajo la ría. Pendiente de licitarse el concurso, la Diputación ha tomado como referencia el Westernscheldt Tunnel en Holanda, un ejemplo de cómo realizar infraestructuras conviviendo con el agua.

Para Javier Prats, orgulloso de que Ensaya haya sido la elegida por su amplia experiencia en la realización de sondeos en puertos mediante plataforma, el grueso del proyecto viene ahora. "Una vez realizados los estudios, es la Diputación Foral de Vizcaya la que decide, en función de las características geológicas del subsuelo, el trazado del túnel subacuático de Lamiako (uno de ida y otro de vuelta) de una longitud aproximada de 3 kilómetros, entre Getxo y Portugalete, que vendrá a solucionar los actuales atascos de la zona metropolitana de Vizcaya.

"Nuestro equipo lo que ha hecho es decirle en este tramo no hay peligro de fangos ni de fallas para que con esos estudios, la Diputación saque otro concurso y se pueda acometer esta infraestructura, sin duda la más grande que se ha hecho en esta provincia para aliviar ese tráfico diario de más de 140.000 vehículos a los que les cuesta una hora o más cruzar y que con el túnel subacuático podrán hacerlo en 15 minutos", pronostica el gerente de esta empresa aragonesa con 36 años de experiencia y entre 48 y 52 personas en plantilla. "Este año vamos bien. Cerraremos con una cifra de negocio de 3 millones de euros aproximadamente, un 20% más que en 2017", avanza Javier Prats que puso en marcha esta empresa en 1982 y que ha realizado los sondeos para el AVE en las grandes capitales españolas, así como los del azud del Ebro y otras grandes obras y que llegó a contar hace 5 años con filiales en Senegal y Costa Rica.

Los proyectos de parques eólicos en marcha en Aragón suponen en la actualidad una importante carga de trabajo para Ensaya, que ha realizado también, entre otros trabajos, los sondeos del último tramo, el de Sigüés-Tiermas, de la autovía A-21 Huesca-Pamplona.

Etiquetas
Comentarios