Despliega el menú
Economía

Los créditos rápidos fijan unos honorarios que pueden llegar a la usura, denuncia Adicae

Es posible que los consumidores no se den cuenta porque las entidades solo ponen el tipo de interés mensual o la cantidad a devolver.

Se acercan las Navidades y las familias afrontan un aumento de los gastos, por lo que resulta tentador pedir un crédito rápido de 300 o 500 euros. Sin embargo, esto puede acabar convirtiendo la fiesta en un infierno debido a los altísimos intereses que se suelen cobrar en este tipo de préstamos y que pueden alcanzar hasta el 3.000% en tasa anual equivalente (TAE). Es posible que los consumidores no se den cuenta porque, al ser de pequeño importe y tener un plazo corto de devolución –a veces de 30 días–, las entidades que los ofrecen solo ponen el tipo de interés mensual o la cantidad a devolver. Por ejemplo, según un estudio realizado por Adicae (Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros), hay créditos de 700 euros a devolver en 30 días con unos honorarios de 245 euros y un TAE del 3.556%, e incluso otros con honorarios de 157 euros y el TAE supera el 1.000%.

En el caso de los microcréditos por debajo de 200 euros, que quedan excluidos de la aplicación de la Ley de Crédito al Consumo por su pequeño importe, el TAE llega a alcanzar tasas del 4.507% y hasta del 3.700%.

Adicae ha detectado 40 tipos de abusos en créditos rápidos, préstamos personales, descubiertos en cuenta o tarjetas de crédito con «precios que rozan la usura».

Etiquetas
Comentarios