Despliega el menú
Economía
Suscríbete

Aragón

Solo un 20% de los autónomos se acogerá al IVA de caja el 1 de enero

La mayoría de los empresarios desconoce los detalles del sistema, según la Federación de Asociaciones de Trabajadores Autónomos que, además, ha denunciado presiones de grandes empresas para que los autónomos no se acojan al mecanismo.

Euros
Solo un 20% de los autónomos se acogerá al IVA de caja el 1 de enero

Desconomiento general y presiones de grandes empresas. Estas son, según la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA), las razones por las que solo un 20% de los autónomos aragoneses se acogerán al IVA de caja el próximo 1 de enero. 

Aprobado por la llamada Ley del Emprendedor, este mecanismo, que es una de las demandas históricas del colectivo de autónomos, permite a las empresas pagar el IVA cuando cobran sus facturas y no cuando las emiten, como hasta ahora. 

El asunto no es baladí, porque según los datos que maneja ATA-Aragón, desde que comenzó la crisis cuatro de cada diez autónomos aragoneses han cerrado sus negocios por culpa de la morosidad, tanto de la Administración pública como de empresas privadas.

El colectivo de autónomos acogió de buena gana la implantación del IVA de caja, aunque consideran que desde el Gobierno no se ha hecho lo suficiente. Maite Mazuelas, presidenta de ATA-Aragón, ha explicado que solo el 20% de los aproximadamente 103.500 autónomos que hay en Aragón actualmente (según los datos de noviembre del Régimen Especial de Trabajadores Autónomos) va a aplicar el IVA de caja el 1 de enero.

Mazuelas afirma que esta circunstancia se debe a que muchos autónomos aragoneses no saben que el plazo para apuntarse expira el próximo 31 de diciembre. "El Ministerio de Hacienda no ha explicado bien el sistema y tampoco ha realizado una campaña informativa para disipar dudas sobre el asunto", sostiene la presidenta de ATA-Aragón.

Por ello, la federación ha pedido a Hacienda que lleve al Consejo de Ministros una prórroga de este plazo. Los autónomos piden que el periodo para solicitar la aplicación del IVA de caja se alargue hasta el 31 de marzo. A los ojos de ATA, esta decisión animaría a muchos más autónomos e influiría positivamente en la economía de las pymes españolas. 

Las grandes empresas, "descontentas"

Pero la desinformación general no es la única circunstancia que influye negativamente sobre el interés por el IVA de caja. Según ATA, algunas grandes empresas, a las que económicamente no beneficia nada este sistema, han presionado a los autónomos para que sigan funcionando como hasta ahora

"Hay grandes empresas que con su presión han infundido el miedo a los autónomos, que no quieren perder la parte del negocio que tienen con ellas", lamenta Mazuelas. "También hemos pedido la prórroga al Gobierno para que realice una campaña de concienciación con estas empresas", añade. 

"Muy difícil aplicación"

Álvaro Bajén, secretario general de UPTA Aragón, considera que solo algunas empresas podrán aplicar el IVA de caja porque tal y cómo está planteado "es de muy difícil aplicación". "Es una regulación muy farragosa", opina, "desde UPTA no le emos mucho sentido a la reforma tal y cómo está hecha".

Según Bajén, la ley de emprededores "es mejorable", sobre todo porque España necesita "una reforma más profunda, entre otros en el aspecto fiscal, que tenga en cuenta a las empresas".

Un cambio vital

La aplicación del IVA de caja ha sido una reclamación histórica del colectivo de autónomos. Vigente en otros países europeos desde hace años, según fuentes del sector supone un alivio para la economía de estas empresas, ya que hoy día pagan el IVA de facturas que tardan meses en cobrar.

Los datos reflejan que en España, de media, la Admistración pública tarda en abonar sus facturas 144 días y el sector privado unos 85 días. En Aragón esos datos mejoran levemente, pero tampoco son muy esperanzadores, según Mazuelas. 

"Sin el IVA de caja, los autónomos estamos financiando a las grandes empresas y dando un colchón de liquidez a las administraciones públicas", critica Maite Mazuelas. "No queremos el dinero que ahora adelantamos para irnos de vacaciones sino para poder generar empleo y que se agilice el tejido productivo", añade categórica.

Etiquetas