Despliega el menú
Economía

Vivienda

El PSOE y UPyD acusan al Gobierno de "mercantilizar" el permiso de residencia

El secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz, ha explicado que esta iniciativa está especialmente enfocada al mercado ruso y chino.

El Gobierno estudia cambiar la ley de Extranjería para otorgar el permiso de residencia a los extranjeros que adquieran una vivienda en España por importe superior a 160.000 euros, según ha anunciado este lunes el secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz.

Durante su intervención en un desayuno informativo, García-Legaz ha explicado que esta iniciativa está especialmente enfocada al mercado ruso y chino y que el cambio normativo se pondrá en marcha en "algunas semanas".

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que la decisión aún no está tomada, pero ha subrayado que el Ejecutivo desea que el 'stock' de viviendas existente salga a la venta a precios razonables.

Tras recordar que, después de diecisiete meses de caída, la venta de viviendas en agosto y septiembre ha mejorado, Rajoy ha dicho: "Necesitamos vender esas viviendas y que el sector pueda salir adelante".

El anuncio ha sido criticado desde la oposición socialista, que ha calificado la propuesta de inverosímil, aunque más allá ha ido la portavoz de UPyD, Rosa Díez, que ha acusado al Gobierno de poner España "en venta, al mejor postor". Varias asociaciones de inmigrantes han calificado la medida discriminatoria.

El secretario de Estado de Comercio ha precisado que el precio mínimo de 160.000 euros es un "nivel equilibrado que tampoco daría lugar a una demanda masiva de permisos de residencia", ya que un precio inferior, ha asegurado, podría servir de "excusa" para obtenerla.

Según ha explicado, este martes habrá una reunión con los ministerios implicados para tratar este cambio normativo con el que el Ejecutivo pretende impulsar la demanda externa de vivienda, en un momento en el que la demanda nacional está paralizada y apenas se da salida al excedente de pisos construidos sin vender.

García-Legaz ha asegurado que hay "muchísima" demanda del sector inmobiliario fuera de España y ha puntualizado que el mercado de viviendas español ofrece una situación "muy atractiva" ante la caída considerable que ha tenido en los precios. Asimismo, ha valorado la competitividad de este sector por su proximidad al resto de países europeos y la estabilidad política y jurídica que ofrece a los extranjeros.

"En algunas semanas se pondrá en marcha la reforma del decreto de extranjería para reactivar la demanda exterior y contribuir a reducir el 'stock' de oferta de viviendas", ha matizado, tras añadir que este cambio normativo también se ha llevado a cabo en Irlanda y Portugal y está siendo valorado por otros países europeos.

El ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, ya avanzó el pasado 14 de noviembre en el Congreso de los Diputados que el Gobierno está acelerando los permisos de residencia para extranjeros que adquieren propiedades inmobiliarias en España.

Desde el PSOE, su vicesecretaria general, Elena Valenciano, ha considerado que no parece verosímil la propuesta del Gobierno de conceder el permiso de residencia a aquellos inmigrantes que compren viviendas por un precio superior a los 160.000 euros y ha señalado que hay fórmulas más rigurosas.

La portavoz de UPyD, Rosa Díez, por su parte, ha señalado que la iniciativa es una "tropelía" y "una absoluta falta de vergüenza", que demuestra que "España está en venta, al mejor postor".

El presidente de la Federación Estatal de Asociaciones de Inmigrantes y Refugiados en España (FERINE), Víctor Sáez, ha subrayado que la medida en estudio supone "condicionar un derecho", como es el de disfrutar de una vivienda digna y adecuada, al dinero.

Paralelamente, el presidente de la asociación hispano-ecuatoriana Rumiñahui, Vladimir Paspuel, ha dicho que la propuesta "va dirigida solo a un tipo de clase media-alta de inmigrantes y se deja a un lado a miles que han estado trabajando silenciosamente en la construcción o en el campo y que han ayudado a que España crezca".

Etiquetas