Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

AUTOMOVILISMO

Vuelta al Mediterráneo

Hirvonen y Ford defienden el liderato en el Rally de Italia-Cerdeña.

Este fin de semana se diputa la sexta prueba del Mundial 2008, el Rally de Italia-Cerdeña. Durante años tuvo su sede en San Remo pero desde 2004 lo hace en la isla mediterránea. Es una prueba sobre tierra que tendrá un recorrido total de 1.040,35km, con 17 especiales cronometradas (9 distintas) que suman 344,73km.

Mikko Hirvonen y su equipo, Ford, llegan a Cerdeña con el liderato en los certámenes de pilotos y marcas, respectivamente. El finlandés fue el vencedor del pasado Rally de Jordania, y eso le aupó a lo más alto con 35 puntos. El francés Sebastian Loeb (Citroën) está en segundo lugar con 30, y seguro que en esta prueba estará en condiciones de ocupar el puesto más alto del podio. El francés venció en Italia-Cerdeña en los años 2005 y 2006.

No es un rally desconocido, ya que se ha corrido en cuatro ocasiones. Las especiales suelen ser reviradas, estrechas y con muchas piedras en las cunetas, lo que provoca que las velocidades no sean excesivamente altas, ya que el más mínimo error puede costar muy caro. El terreno arenoso suele ir evolucionando a lo largo del fin de semana, el agarre no suele ser demasiado alto y el orden de salida acostumbra a resultar clave, ya que los primeros pilotos en salir a las especiales deben limpiar las pistas. Eso será beneficioso para Loeb, que arrancará en segunda posición, mientras que Hirvonen hará de "escoba" al salir el primero durante la etapa del viernes.

Sordo, cauto

Después de que en el último rally disputado, el de Jordania, el dúo español del equipo Citroën formado por Dani Sordo y Marc Martí estuviera durante gran parte de la prueba en primera posición, las esperanzas para el de Italia-Cerdeña son también positivas.

Así lo expresaba al menos el cántabro Sordo antes de partir para la isla mediterránea: "Liderar un rally es bonito, pero no siempre es fácil. Las sensaciones con el coche fueron excelentes y los tiempos que marqué me dieron una gran confianza. Aunque creo que todavía me falta experiencia a la hora de acabar las pruebas, adaptar mi pilotaje y saber afrontar el salir primero a las especiales, Jordania fue muy positivo también en estos aspectos."

Sordo ganó en Italia la categoría Junior en 2005 y el año pasado, en WRC y también con el equipo Citroën, fue tercero. "No es mi rally favorito. Creo que será complicado y los neumáticos jugarán un papel clave. Por ejemplo, ¿cómo responderán nuestros Pirelli duros -que no podrán ser tallados- en Cerdeña? Y con tantas piedras en el recorrido, será importante intentar evitar los pinchazos". Sordo tomará la salida desde la quinta posición en la primera etapa, lo que sin duda le beneficiará, ya que sus predecesores irán limpiando la pista.

Etiquetas