Despliega el menú
Deportes

CAI ZARAGOZA

Un banco rentable

'Secundarios' del CAI como Phillip o Pérez dieron un paso adelante el miércoles y facilitaron el triunfo.

Para que un equipo crezca y pueda aspirar a ganar partidos con asiduidad y cierta comodidad es casi imprescindible que cuente con un banquillo de garantías. El CAI hasta hace bien poco había mostrado una clara dependencia de hombres como Quinteros o Lewis, pero el pasado miércoles ante el CB Granada algunos jugadores que cumplían un rol de secundarios dieron un paso adelante para garantizar un triunfo muy importante. Darren Phillip, Sergio Pérez y otros más han convertido el banco rojillo en uno de los más rentables.

Curro Segura necesitaba de estos hombres y, una vez que recibieron los minutos necesarios, estos respondieron a las mil maravillas. Si Larry Lewis no estaba nada fino en el primer cuarto, DP entraba para arreglar las cosas en el puesto de cuatro y sumar con soltura. Sus siete puntos en el primer cuarto acabaron siendo once al final del choque y dos rebotes. Una aportación destacada tanto numéricamente como en labores tanto defensivas como de hacer grupo.

"Por fin he hecho un buen partido, pero esto ya no vale nada. Quedan muchos encuentros por delante y no puede ser que un día se juegue bien y mal el próximo día. Me voy a poner las pilas, porque además estamos jugando bien como equipo", afirmó el ala-pívot británico.

Su filosofía es la de ir partido a partido olvidando cuanto antes lo anterior, independientemente de si es un resultado positivo como el del miércoles o desastres como el de Menorca. "Tuvimos un mal día y se acabó. Ante Granada ganamos y también se acabó, ya hay que pensar en el siguiente", añadió. Acerca de ese tropiezo del fin de semana pasado, Phillip afirmó que "no quiero decir que sea una excusa, pero fue un viaje largo, diferente. Son cosas que nos tienen que hacer aprender porque allí nos faltó chispa". Por todo ello, el jugador rojillo recordó que van "a ganar partidos, aunque no hay que olvidar que esta es una liga muy difícil, la segunda mejor del mundo".

El británico se sintió a gusto y recibió el apoyo de la grada, para la que es muy querido. "La gente esperaba que yo jugara bien, me tiene mucho cariño y por eso me gusta mucho Zaragoza. Muchas gracias a todos ellos", concluyó Phillip.

Otra de las gratas sorpresas del último encuentro fue el madrileño Sergio Pérez. Hasta ese momento se le consideraba un especialista en el tiro lejano y poco más. Sin embargo, el alero se reivindicó. Puede aportar mucho más y ante Granada lo hizo. Ayudó en defensa, se entregó y aportó ocho puntos y tres rebotes en 19 minutos.

Pérez estaba muy satisfecho tras el partido: "Sin duda es un triunfo muy importante. Porque no solo teníamos nosotros esa mala sensación tras el partido de Menorca, sino que el público que vio el partido podía tener dudas acerca de su equipo. Y con un partido como este, sobre todo en defensa, quitamos muchas de esas dudas. Nos sentimos seguros porque con un trabajo de apenas dos días hemos conseguido defensas como estas. Es el objetivo que tenemos que marcarnos de ahora en adelante".

El jugador rojillo habló de "intensidad, actividad, ayudas, llegar a todos los tiros… Todo lo que nos faltó en Menorca e hizo que ellos tuvieran unos porcentajes increíbles en el siguiente choque ha provocado pérdidas en el rival, muchas dudas y un partido ganado". Y personalmente se encontró "bastante bien en defensa. Me fui contento porque estuve muy activo y ayudé a mi equipo a ganar que es lo importante".

Etiquetas