Despliega el menú
Deportes

FÚTBOL LABORAL

Reyes de Europa

Laboral El Atlético Zaragoza, un histórico del fútbol aficionado aragonés, alcanzó el cetro europeo en la competición disputada la pasada semana en Croacia

El conjunto aragonés posa con el rival una vez conquistado el título.
Reyes de Europa
heraldo

Juegan de cine, pero estas estrellas no aparecen en la caja tonta. No realizan anuncios de perfumes, ni autos, ni abanderan campañas publicitarias de ropa deportiva. Son protésicos dentales, representantes de artes gráficas, escayolistas, funcionarios... Ante todo, enamorados del fútbol. Su pasión llena de contenido la iniciativa del Atlético Zaragoza, un club histórico en la capital aragonesa que la semana pasada conquistó el título europeo laboral. La prestigiosa competición de fútbol aficionado se disputó este año en Croacia.

 

Quique González, además de osteópata, preparador físico, futbolista y alquimista de la amistad vestido de corto, entrena al Atlético Zaragoza. Él, mejor que nadie, conoce la receta del éxito de este grupo de locos encantadores. "La razón esencial del equipo es que nos gusta el fútbol. Si no nosgustara, no madrugaríamos todos los domingos para jugar. El campo de fútbol, el vestuario, es nuestro punto de reunión, pero luego trasladamos nuestra amistad a otros lugares. Somos un equipo en todo el sentido de la palabra", explicó Quique.

 

El punto de encuentro se encuentra en el rectángulo verde. Son jugadores como Cornago, Falcón, Jorge, Rubén, Íñigo, Asensio, Iranzo, Flecha... Nombres conocidos en la regional, en Segunda B y Tercera, futbolistas grandes aunque el pelotón les negara la recompensa de la profesionalidad. El fútbol y el montaje que rodea al fútbol no les concedió demasiados premios económicos. En verdad, les aportó algo mucho más importante: el amor por el deporte puro, el cultivo de la amistad, valores que ridiculizan al vil metal.

 

González, buen gestor de recursos humanos, explica cómo se puede construir un equipazo sin dinero. "He trabajado con colectivos de Segunda B, de Tercera División. Más o menos, allí hay recompensas económicas. Aquí, no. Aquí, no es que no cobren: tienen que pagar por jugar. El viaje a Croacia lo hemos pagado nosotros. Salimos el martes pasado y estuvimos allí hasta el domingo. Los jugadores vinieron con sus familias, con sus mujeres. El fútbol, al menos para nosotros, es así", resumió Quique González.

 

Las estrecheces económicas incluso propiciaron que tuvieran que adoptarse medidas inicialmente no previstas. "Suena un poco extraño, pero hasta tuvimos que solicitar una línea de crédito para afrontar los desplazamientos, Primero, en el Campeonato de España, que ganamos el mes pasado en Asturias, y ahora, el Europeo de Croacia. Desde el club se han solicitado ayudas que espero que fructifiquen", deseó el técnico.

 

El referente

Detrás de este colectivo modélico se encuentra un hombre, Armando Berdún. Es la historia viva del club. "Comenzamos hace 38 años con el nombre de La Quiniela, en la calle Ventura Rodríguez. Llevo 26 años como presidente. También estuvimos en el bar Moliner. Ahora tenemos la sede en la plaza Canal Imperial y jugamos en el campo de San José. Pienso que la clave del éxito está en el ambiente que se genera en el club: somos una familia. Con esta forma de actuar, hemos logrado siete ligas y siete copas en Zaragoza, cinco campeonatos de España y tres de Europa. Nos va muy bien. Seguiremos creyendo en la amistad como base del éxito", concluyó.

Etiquetas