Deportes
Suscríbete

MONTAÑISMO

Pauner vuelve a las alturas

El aragonés busca desde hoy, junto con Javier Pérez, su décimo ochomil, el Manaslu.

Los montañeros aragoneses Pauner y Pérez
Pauner vuelve a las alturas
EFE

"De nuevo me dispongo a regresar al Himalaya para perseguir otro sueño, otra quimera y volver a cabalgar por esa delgada línea que separa el éxito del fracaso, la vida de la muerte. El Manaslu, de 8.163 metros, parece un lugar idóneo para ello". Carlos Pauner ya tiene la mochila preparada para iniciar hoy una nueva aventura en una cordillera que conoce bien. El jaqués buscará a finales de septiembre (o principios de octubre) hollar la octava montaña más alta de la tierra. Cima a la que regresa después de que se quedara en la primavera de 2009 a escasos 60 metros de tocar la gloria. Pauner busca su décimo ochomil en la carrera por sumar los catorce picos más sobresalientes del planeta. Una cifra redonda que embellecería aún más su brillante currículum. "Las ganas de coronar esta cima han permanecido en mi interior todo este tiempo, y ha llegado la hora de zanjar este asunto", señala Pauner.Como copiloto en su vigésima expedición de envergadura contará con la ayuda de su inseparable Javier Pérez, que se ocupará, además, de dar fe del día a día de la aventura a través de varias grabaciones audiovisuales. La cordada se completa con el vasco Unai Llantada y el catalán Xavi Arias. "Somos dos parejas potentes que nos conocemos muy bien", resalta Pauner.

El grupo parte hoy desde Madrid rumbo al Nepal: escala en Doha (Qatar) para aterrizar, después, en Kathmandú. Allí, cumplirán con el papeleo, previo antes de alcanzar el campo base (4.900 metros) en helicóptero sobre el 4 de septiembre. "Llevamos un gran equipo, las ganas y la preparación. Sólo nos faltará tener un poco de suerte", explica Pauner. La siguiente fase consistirá en la instalación y equipación de los otros campos de altura, tiempo que los himalayistas aprovecharán para aclimatarse. El campo 1 se localizará a 5.400 metros; el '2', a 6.800 y el tercero en un collado a 7.400, con el fin de evitar la zona de avalanchas de los 6.000 metros, estar más cerca de la cima y poder hacer cumbre a una hora "más segura". Allí, el equipo que lidera el aragonés coincidirá con una expedición inglesa que capitanea Russell Bryce, una alemana conducida por Gary Gotbler, y con el grupo que encabeza el alpinista madrileño Carlos Soria. "Buena gente para repartirse el trabajo", recalca Pauner.

El Manaslu, un "viejo conocido" para Pauner y Pérez, una montaña "no muy complicada técnicamente", pero que acumula muchísima nieve. "Si todo sale según lo previsto, hacia finales de septiembre me encontraré otra vez en ese punto situado a casi 8.100 metros donde tomé la difícil, pero acertada decisión, de dar marcha atrás. En ese punto, de nuevo, valoraré la situación climatológica, el horario, mi estado y el de la nieve. Espero, un año después de aquel momento, poder volver a observar tan cercanos esos metros finales, y que todos los anteriores elementos sean positivos y me inciten a seguir, a arañar paso a paso cada uno de esos metros a la montaña. Y colocar mi extenuado organismo a esa cota privilegiada y mítica que marcan los 8.163 metros de la cima del Manaslu", culmina Pauner.

Etiquetas