Deportes
Suscríbete por 1€

REAL ZARAGOZA

Marcelino quiere ser fiel a sí mismo

El entrenador zaragocista ensaya el 4-4-2 clásico, con Ewerthon y Lafita, sus dos únicos puntas aptos, como dúo atacante.

Marcelino quiere ser fiel a sí mismo
Marcelino quiere ser fiel a sí mismo
JUAN CARLOS ARCOS

El entrenamiento de ayer en La Romareda sirvió para ver que Marcelino tiene previsto mantener el sistema 4-4-2 en el partido de pasado mañana en Mestalla. El entrenador asturiano, tras volver a recordar durante media hora las pautas defensivas que el partido ante el Valencia requiere, organizó un partido en el estadio municipal en el que la delantera del presunto once titular fue, durante la mayor parte del tiempo, Ewerthon-Lafita. Y, en cualquier caso, mantuvo permanentemente el dibujo táctico del 4-4-2.

 

La posible alineación que traslució de sus pruebas estaría compuesta por López Vallejo; Pulido, Ayala, Pavón, Paredes; Jorge López, Gabi, Ponzio, Ander Herrera; Lafita y Ewerthon. De este modo, Herrera y Ewerthon serían los recambios de los lesionados Pennant y Arizmendi, mientras que Gabi volvería a la titularidad permutando su plaza con Abel Aguilar. Precisamente Ander Herrera dio el susto de la jornada al retirarse prematuramente de la sesión de trabajo y ser atendido en la banda por el fisioterapeuta, tumbado en el suelo durante bastantes minutos. Una sobrecarga muscular en la pierna derecha provocó esa circunstancia que, pese a todo, no parece lo suficientemente grave como para apartar al canterano del equipo titular ante los valencianistas.

 

Las rotaciones puntuales de Laguardia en el lateral diestro, Babic en el flaco zurdo de la zaga y la medular y Songo'o en la banda derecha parecieron anecdóticas. Más dudas generó los movimientos en el doble pivote, donde Abel Aguilar rotó en un par de fases, primero con Gabi y, después, con Ponzio. Pero, la mayor parte de los minutos, el eje del centro del campo lo armaron Gabi y Ponzio. Respecto de la figura de Aguilar, llamó la atención que en ningún momento fuera utilizado como media punta por detrás de un único delantero (posición en la que destacó en Gijón y ante el Getafe cuando Marcelino se quedó únicamente con Arizmendi como referencia atacante cuando Lafita y Ewerthon aún no estaban en diposición de ser utilizados). Esta vez, el 4-2-3-1 no parece contar con opciones de ser usado, al menos desde el inicio.

 

La plantilla vuelve a entrenarse hoy a las 10.30 en la Ciudad Deportiva, cita que repetirá mañana sábado antes de que el técnico dé la lista de citados que, por la tarde, viajarán a Valencia en autocar.

Etiquetas