Despliega el menú
SD Huesca
Suscríbete

De remontada en remontada

El Huesca volteó el marcador ante el Granada, como hiciera contra el Barça B y el Tenerife. Las victorias del Rayo y del Sporting lo mantienen en tercera posición.

El portero Álex Remiro, sonríe después de finalizar ayer la sesión de recuperación para titulares con una carrera junto a sus compañeros.
De remontada en remontada
RAFAEL GOBANTES

Se ha especializado en las últimas jornadas el Huesca en remar contracorriente durante los partidos hasta terminar doblegando a los respectivos rivales. Así, de remontada en remontada, el equipo altoaragonés, que con anterioridad se precipitó en un hondo bache de resultados, ha logrado agarrarse de nuevo a la zona más elevada de la clasificación y plantear con ello una lucha que, a falta de solo cinco encuentros, parece que ha cerrado la lista de candidatos. Porque salvo descalabro del propio Huesca y del Rayo Vallecano y el Sporting de Gijón, las matemáticas apenas conceden una mínima rendija al resto de aspirantes, los cuales empiezan a aceptar que su pugna es por adquirir billete para el ‘play off’ de ascenso.

Para el vestuario azulgrana el reto más ilusionante en la historia del club mantiene viva su llama, que no pudo extinguir ni el Granada ni la tromba de agua que cayó sobre el césped de El Alcoraz en la segunda mitad del choque del sábado. Entonces, el Huesca encadenó su tercera jornada triunfal, volteando otro marcador adverso (del 0-1 al 2-1) que da continuidad a lo sucedido en Tenerife (del 2-1 al 2-4) y en casa frente al Barcelona B (del 0-1 al 2-1). "El equipo está sobreponiéndose a los goles que nos meten. Tenemos esa capacidad de reacción, aunque también esa espinita que parece que nos tengan que pinchar. Pero estamos demostrando que el Huesca está capacitado para pelear. A ver hasta donde nos da", explicó ayer al respecto el guardameta Álex Remiro. Hasta la fecha, las remontadas habían sido contadas para el equipo aragonés: en casa contra el Rayo en la jornada 7 (2-1) y en Lorca en la 23 (2-3).

La vida sigue igual

El alcance de la victoria oscense contra el Granada debía esperar hasta ayer para medirse con precisión. Los resultados del Rayo y el Sporting eran los elementos que faltaban para que el análisis resultara completo. Ambos no fallaron: los madrileños se deshicieron en Vallecas del Tenerife (3-1) y los asturianos del Albacete en El Molinón (2-1). De este modo, la vida sigue igual en el ático de Segunda División, con el Rayo líder gracias a sus 70 puntos, dos por encima de los 68 del Sporting y el Huesca, que continúa tercero por el golaverage –perdido–. Con cinco partidos por delante, el combate se mantiene incandescente.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión